Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

González prevé que España aporte alrededor del 50% de los beneficios de BBVA en dos o tres años

La entidad pagará dos dividendos en efectivo este año y congelará el sueldo a los directivos
El presidente del BBVA, Francisco González, ha augurado que el negocio en España aporte alrededor del 50% de los beneficios del grupo en dos o tres años, al defender que esta franquicia tiene "mucho futuro".
En la rueda de prensa para presentar los resultados anuales, González ha asegurado que la unidad en España de BBVA es de las "más eficientes" y ha subrayado que ha ganado cuota de mercado en los dos últimos años, tanto en depósitos, crédito y clientes. El beneficio atribuido de BBVA en España alcanzó los 583 millones de euros, un 49,8% menos que en 2012.
"Lo peor ha pasado. El banco ya ha entrado en una etapa de gran crecimiento. El año 2015 será mejor y 2016 mucho mejor", ha indicado en relación a los resultados del grupo. González ha adelantado que el 'banco azul' abonará este año dos dividendos en efectivo y otros dos en la modalidad de 'scrip dividend' (pago en acciones).
"La tendencia es bajar el 'scrip' y subir los efectivos", ha afirmado, al tiempo que ha avanzado que la entidad congelará el sueldo a los directivos y ha asegurado que estudia limitar el bonus de los consejeros a dos veces el salario fijo, en la línea de la recomendación del Gobierno.
De cara a la subasta de Catalunya Banc que ultima el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), el presidente del BBVA ha confirmado que la entidad pujará por la antigua caja catalana y ha puesto en valor la franquicia en Cataluña. "Tenemos interés en el mercado catalán", ha indicado.
COMPETIDORES EXTRANJEROS PARA EVITAR "TONTERÍAS".
En este sentido, ha dado la bienvenida a que un inversor extranjero pueda comprar Catalunya Banc o una parte de Bankia, tal y como ocurrió con Novagalicia Banco, pues ha señalado que estaría "encantado" de contar con un competidor "más fuerte". "Los buenos competidores extranjeros son los que no hacen tonterías", ha afirmado, para después confiar en que así también se evitarían quiebras como las que desataron la crisis financiera.
González ha defendido su labor al frente de BBVA y se ha decantado por seguir "empujando" el proyecto del banco "en todo lo que pueda". "No sé cuánto tiempo voy a estar", ha asegurado, ya que ha condicionado su actual puesto a la junta de accionistas, al consejo de administración y a su propia "energía".