Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Guindos subraya que la retirada de estímulos en EEUU es parte de la normalización de la economía

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, ha asegurado este jueves que la decisión de la Reserva Federal de EEUU de avanzar en la retirada de estímulos monetarios es una consecuencia positiva de la normalización de la economía estadounidense, que hace innecesaria esta "respiración asistida", aunque su supresión genera incertidumbre especialmente entre los países emergentes.
"Si estamos retirando la respiración asistida a la economía americana es porque hay una normalización, porque la economía americana vuelve a crecer por encima del 2% y el 3%, porque se está generando empleo y porque esa respiración asistida ya no se necesita porque el enfermo está mejor", explicó el ministro en una entrevista con la Cadena COPE, recogida por Europa Press.
En este sentido, Guindos subrayó que, si bien esta es la parte positiva, la decisión de retirar unas enormes inyecciones de liquidez siempre genera incertidumbres, "que han afectado especialmente a las economías emergentes".
No obstante, el ministro expresó su confianza en que los mercados cada vez se fijarán más en los fundamentales de la economía y estos indican una recuperación de EEUU y de las economías desarrolladas, lo que resultará positivo para el crecimiento mundial.
El Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) decidió ayer rebajar en otros 10.000 millones de dólares (7.329 millones de euros) el importe de sus programas de compra de deuda en la última reunión de Ben Bernanke como presidente del banco central estadounidense a pesar de las tensiones experimentadas entre las divisas de economías emergentes como Argentina, India, Turquía o Sudáfrica.
De esta manera, el importe de los estímulos de la Fed descenderá desde los 75.000 millones de dólares (54.967 millones de euros) hasta los 65.000 millones de dólares (47.638 millones de euros). En la reunión del pasado mes de diciembre, la Fed ya había recortado el alcance de este programa de compra de deuda en 10.000 millones de dólares (7.329 millones de euros).