Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

IU también pide cuentas al Gobierno por el stand de Paradores en Fitur

Izquierda Unida Ha pedido cuentas al Gobierno por la "más que extraña adjudicación" de la oficina comercial que Paradores ha instalado en Fitur 2014 a la empresa Marva, propiedad de Begoña Cabral, la mujer del director general de Paradores, Juan José Zaballa, por un precio de 120.000 euros, un 46% más que lo que costó el año anterior. El PSOE también ha solicitado explicaciones al Ejecutivo por esta cuestión.
El diputado de IU y portavoz de la Izquierda Plural en la Comisión de Economía del Congreso, Alberto Garzón, ha registrado una batería de preguntas al Ejecutivo tras publicar este asunto el periódico digital 'Eldiario.es'.
Según ha informado la formación a través de una nota de prensa, Garzón quiere saber si Zaballa participó de algún modo en la adjudicación del stand y si comunicó algún tipo de conflicto de intereses.
Garzón subraya que Zaballa es "un hombre de confianza" del ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, a cuyas órdenes trabajó durante la etapa de gobierno de José María Aznar. "Su llegada al segundo puesto en el escalafón de Paradores --recuerda-- se produjo tras el nombramiento de Ángeles Alarcó, exesposa del exministro Rodrigo Rato, como presidenta de la empresa pública".
El diputado de IU interroga directamente al Gobierno sobre si el director general de Paradadores "ha participado directa o indirectamente en los trámites que beneficiaron a la empresa de su esposa".
¿POR QUÉ MARVA?
Asimismo, pide al Gobierno que detalle "cuáles han sido los criterios que se adoptaron, además de los económicos, para proceder a la adjudicación del concurso para instalar, decorar, poner en funcionamiento y desmontar la oficina comercial de Paradores Nacionales de España a la empresa Marva". También demanda conocer cuáles fueron las demás empresas que se presentaron al concurso y qué ofertas hicieron.
Otra de las cuestiones sobre las que pide aclaraciones se refiere a los motivos por los que el coste se ha elevado un 46% con respecto a la compañía que realizó el mismo trabajo el año pasado y que, además logró que su stand fuera elegido como el mejor de la feria. Y, por último, emplaza al Gobierno a señalar si cree que "este tipo de noticias beneficia a la Marca España, más teniendo en cuenta el escaparate en donde se ha producido".