Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

IULV-CA, preocupada por la posible irrupción de capital extranjero en Deoleo y aboga por la entrada de Sepi

El coordinador general de IULV-CA, Antonio Maíllo, ha mostrado este jueves su "preocupación" por la posible irrupción de capital italiano en la empresa Deoleo, después de que Bankia, Caixabank, Kutxabank y BMN hayan puesto a la venta el 31% de su capital, al tiempo que ha abogado por la entrada de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) en la compañía como forma de garantizar el futuro de la aceitera.
En rueda de prensa, Maíllo ha recordado que Deoleo es la mayor distribuidora de aceite de Andalucía y ha indicado que las "debilidades" en el ámbito de la distribución tienen que abordarse desde un punto de vista estratégico, dado que el sector agroalimentario genera un millón de empleos en la Comunidad.
El dirigente de izquierdas, que ha dicho que su formación apoya todas las propuestas realizadas desde los sectores cooperativistas para que la SEPI "tome cartas en el asunto", se ha mostrado convencido de que desde la Junta se va a gestionar este asunto en el ámbito de sus competencias para conseguir los mejores resultados para los intereses de la Comunidad.
También se ha pronunciado sobre este asunto el diputado de IULV-CA Ignacio García, quien, en un comunicado, ha advertido de que la federación de izquierdas va a estar "muy atenta" al proceso de venta de la empresa Deoleo porque Andalucía es el primer territorio en producción de aceite de oliva y líder a nivel internacional, y con Deoleo "somos líderes en la cadena de comercialización".
García, que también ha abogado la entrada de la SEPI en Deoleo como forma de garantizar el futuro de la aceitera y que la operación de compra en la que está inmersa no permita que caiga en manos que puedan perjudicar al sector oleícola andaluz, ha solicitado la intervención del Estado para lograr la estabilidad de un sector "estratégico" para el campo, la economía y las exportaciones de Andalucía.
Para ello, Ignacio García ha señalado la importancia de que la SEPI tome parte activa en este proceso, después de que varias entidades financieras, algunas rescatadas con dinero público, como Bankia, hayan "desentendido" de una empresa "emblemática" para España y Andalucía, líder mundial en producción y exportaciones de aceite de oliva.
"El Estado debe hacer valer su posibilidades de control sobre Bankia pues es una entidad intervenida, como otras, y el Gobierno podría evitar que se pongan por delante los intereses cortomedioplacistas de las entidades rescatadas que buscan favorecer su reprivatización", ha añadido García.