Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Joan Rosell alerta de que a España "se le está perdiendo el respeto" al poner en entredicho su economía

El presidente de la CEOE, Joan Rosell, ha advertido de que a España "se le está perdiendo el respeto" al poner en entredicho su economía y por ello ha pedido a las instituciones que lo impidan y que destaquen la seriedad del país.
De este modo se ha pronunciado el líder de la patronal durante su intervención este miércoles en la VIII edición de los Premios CECAM, donde ha defendido que España es un país "serio" que ha sido capaz de generar empleo después de atravesar por varias crisis como la actual.
Dicho esto, ha asegurado que los datos macroeconómicos del país son "buenos", como indica por ejemplo el índice de exportaciones que no deja de crecer, y que con algunas medidas, que sin duda han de tener a los empresarios como protagonistas, España podrá mantener esas cifras positivas que evidencian que la economía goza de buena salud.
Para ello, ha precisado Rosell, es necesario controlar el déficit y ser "austeros", y sobre todo otorgar la confianza que los empresarios requieren, por medio de la financiación, para que hagan que el país sea "atractivo" y así poder generar empleo.
"Creo que Castilla-La Mancha va en esa dirección de austeridad y de poner las bases para crecer", ha señalado el líder de la patronal, que acto seguido se ha mostrado convencido de que las medidas aprobadas por el Gobierno de María Dolores Cospedal permitirán crear puestos de trabajo en la región.
VIRUS EMPRESARIAL
Rosell, que ha agradecido la invitación del presidente de CECAM, Ángel Nicolás, para estar en este acto de reconocimiento de los empresarios de la región, ha incidido en la necesidad de infundir "desde la guardería a la universidad el virus empresarial".
Es por ello que ha redundado en la idea de "convencer a los jóvenes de que se arriesguen y se tiren al ruedo" del mundo empresarial para sacar al país del "gran drama que atraviesa".
Ha defendido Rosell que la empresas son una "historia de éxito" tanto para quien pone el capital --los inversores-- como para los directivos y sobre todo para los trabajadores, porque al fin y al cabo "la empresa es de todos y entre todos la hacemos crecer".
No obstante, ha puesto especial hincapié en la caída de la creación de empresas, pues --según ha apuntado-- frente a las 150.000 que se crearon en el año 2006, en lo que va de año se han constituido cerca de 80.000, preguntándose cómo se va a crear empleo así.
Joan Rosell ha concluido su intervención insistiendo en el papel destacado que los empresarios del país han de desarrollar en la senda de la recuperación económica.