Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Justicia francesa sanciona a Uber y a dos de sus directivos con 850.000 euros

La Justicia francesa ha impuesto una multa de 800.000 euros a la plataforma que pone en contacto a conductores y pasajeros Uber y ha sancionado con cantidades menores a dos de sus directivos por poner en marcha un servicio de transporte ilegal con conductores no profesionales.
El tribunal penal de París ha multado al director de la compañía en Europa occidental, Pierre-Dimitri Gore-Coty, y al director de Uber en Francia, Thibaud Simphal, con 30.000 y 20.000 euros, respectivamente, ya que han cometido prácticas comerciales engañosas y son cómplices de un servicio ilegal.
Sin embargo, tanto Uber como los dos directivos tan solo tendrán que pagar la mitad de las sanciones impuestas si no cometen otro delito, ya que las sentencias están en suspenso.
La plataforma se enfrentaba a una pena máxima de cinco años de prisión más una multa de 1,5 millones de euros, pero las sanciones impuestas finalmente han sido menores. El Gobierno francés, presionado por el sector del taxi, ya suspendió el servicio de UberPop el año pasado.
"Estamos decepcionados con la sentencia, la Comisión Europea acaba de publicar las directrices para apoyar este tipo de servicios", ha indicado un portavoz de Uber, quien ha añadido que apelarán la decisión.