Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

LCH.Clearnet rebaja las garantías exigidas para operar con letras y obligaciones españolas

La cámara de compensación independiente LCH.Clearnet ha rebajado las garantías exigidas para operar con letras y obligaciones de deuda española, según ha informado la institución francobritánica, cuyos nuevos parámetros entrarán en vigor al cierre de la sesión del próximo 27 de enero, informó la entidad.
La relajación de las exigencias impuestas por parte de la entidad afecta a todos los vencimiento de deuda entre 1 mes y 30 años y se produce a raíz de la mejoría registrada en los costes de financiación de la deuda española, culminada con la exitosa colocación este miércoles por parte del Tesoro de una emisión sindicada de 10.000 millones de euros.
Así, LCH.Clearnet ha rebajado 15 puntos básicos las garantías exigidas para la toma de posiciones en letras con vencimiento hasta 3 meses, hasta el 0,55%, mientras que ha recortado en 30 puntos básicos el interés para operar con vencimientos entre 3 y 9 meses, hasta el 1,30%.
En el caso del papel con vencimiento entre 1 y 2 años, la rebaja de la entidad ha sido de 40 puntos básicos en ambos casos, situándose en 2,10% y el 3,40%, respectivamente, mientras que en el caso de los bonos a 3 años la garantía exigida queda situada en el 5%, frente al 5,55% anterior.
Para vencimientos a más largo plazo, LCH.Clearnet impone una garantía del 6,40% para operar con vencimientos hasta 4 años, frente al anterior 7%, mientras que para bonos entre 5 y 7 años el interés baja al 7,80% desde el anterior 8,50%.
Asimismo, la entidad ha revisado a la baja en 110 puntos básicos las garantías exigidas para adoptar posiciones en deuda española cuyo vencimiento oscile entre los 7 y los 10 años, hasta el 9,90%, mientras que en las obligaciones hasta 15 años la exigencia se sitúa en el 12,50%, un punto y medio porcentual menos, y para la deuda a 30 años baja al 19%, un punto porcentual menos.