Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lorenzo Amor (ATA) no ve un fracaso en la acogida al IVA de caja

El presidente de ATA asegura que autónomos y pequeñas empresas han sufrido presiones para no acogerse a la medida
El presidente de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo Amor, ha señalado este jueves que no ve un fracaso en la acogida por parte de autónomos y pymes al IVA de caja, cuyo periodo de adscripción finalizó el pasado 31 de marzo, y sobre el cual han arreciado las críticas por su supuesto escaso éxito.
Amor ha explicado que la propuesta inicial aseguraba que esta medida podría beneficiar a un total de 2,3 millones de autónomos y pymes, pero que muchas empresas no tenían la necesidad de acogerse a ella.
Por el contrario, el presidente de ATA ha indicado que el IVA de caja era una medida dirigida a 450.000 autónomos y pymes que en 2013 adelantaron 900 millones de euros de IVA facturado y no cobrado.
"Yo no digo datos, pero se ha publicado que son en torno a 100.000 empresas las que se han acogido. Por eso, ante la presión que han sufrido muchos autónomos de grandes empresas, no estoy tan de acuerdo con que sea un fracaso", ha explicado Amor.
Además, ha destacado que la morosidad se ha reducido, por lo que puede que a mucha empresas ya no le interese acogerse a la medida lanzada por el Gobierno.
Aún así, Amor ha reconocido que este dato está por debajo de las previsiones de ATA, que esperaba una acogida de 200.000 autónomos y pequeñas empresas al IVA de caja.
RECUDIR LOS IMPUESTOS A LOS QUE YA HAN HECHO EL ESFUERZO
Asimismo, Amor ha subrayado que, para que la economía real se recupere, "es importante que se reduzca la fiscalidad a aquellos que ya han hecho el esfuerzo". En este sentido, ha argumentado que el problema en España es descubrir cuánto no se recauda y por qué no se recauda.
"En España se penaliza a muchos contribuyentes y se obvia al no contribuyente", ha afirmado. Así, ha añadido que "hay un millón de actividades fantasma, y no sólo son realizadas por personas desempleadas.
Por último, Amor ha criticado que el informe de expertos para la reforma fiscal abogue por suprimir el sistema de módulos y ha reiterado su propuesta de limitarlo, una medida que ya presentó en febrero al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.