Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Madrid y Barcelona sumaban el 62% del total de accesos instalados de fibra óptica en España en 2013

Ese año había casi 17 millones de accesos instalados de redes de nueva generación, que permiten velocidades ultrarrápidas
Madrid (con 2,710 millones de accesos) y Barcelona (con 1,589 millones de accesos) sumaban el 62% del total de accesos instalados de fibra óptica existentes en 2013, según un informe elaborado por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).
El organismo regulador ha señalado que el pasado año en España existían un total de 6,954 millones de accesos instalados, lo que supone una penetración de 1,3 líneas por cada 100 habitantes. No obstante, si se atiende al número de líneas contratadas, el número se reducía en 2013 a los 626.678.
Después de Madrid y Barcelona, entre las provincias con mayor despliegue de fibra se situaban Valencia, con 331.134 accesos de fibra instalados, Sevilla (243.596), Zaragoza (218.644) y Las Palmas (186.205). Por contra, las provincias con menor presencia de esta tecnología eran Orense, con 1.966 accesos, Zamora (2.702), Palencia (3.141) y Soria (4.469).
Por su parte, la tecnología HFC (híbrido entre fibra y cable que permite también velocidades ultrarrápidas) acumulaba en 2013 un total de 10,038 millones de accesos. De esta forma, el total de accesos de redes de nueva generación (NGA) ascendía a 16,99 millones, si bien el número de líneas contratadas se reducía a 2,768 millones.
De esta forma, la tecnología de cobre sigue siendo la que tiene mayor presencia con 15,54 millones de accesos instalados y con 9,33 millones de líneas de xDSL.
JAEN Y MURCIA, LAS PROVINCIAS CON MENOS ACCESOS DE BANDA ANCHA
En lo que se refiere al conjunto de banda ancha, Madrid (con 33 líneas por cada 100 habitantes), Barcelona (31,3) y Guipúzcoa (29,5) fueron las tres provincias con mayor penetración de banda ancha fija, y se sitúan por encima de la media nacional que fue de 26,2 líneas por cada 100 habitantes.
Por el contrario, las provincias con menos accesos de banda ancha fueron Jaén (17,9 líneas por cada 100 habitantes), Murcia (18,1) y Huelva (18,2), mientras que las provincias que experimentaron un mayor crecimiento interanual en el número de líneas fueron Cuenca, con un 18,9% más (hasta las 19,8 líneas por cada 100 habitantes) y Ávila, con un 17,3% (hasta las 21,8).
Por operadores, Telefónica disponía de una cuota del 46,8% de la banda ancha fija, mientras que los operadores de cable y los alternativos sumaban un 17,8% y un 35,4%, respectivamente.
LAS PROVINCIAS INSULARES, LAS QUE MÁS CRECEN EN MÓVIL
En telefonía móvil de pospago, Madrid registra la penetración más alta con 94,9 líneas por cada 100 habitantes, seguida de Barcelona (81) y Guipúzcoa (77). Las provincias insulares, Baleares y Las Palmas han sido las que registraron un crecimiento interanual más importante en telefonía móvil de pospago, con un 8,1% y un 8% más de líneas.
Por operadores, Movistar disponía en 2013 de una cuota de mercado telefonía móvil pospago del 36,2%, seguida de Vodafone, con un 24,1%, de Orange, con un 23,4%, y del resto, con un 16,4%.
Por su parte, la televisión de pago sumó en 2013 un total de 3,9 millones de abonados, con una penetración de 8,4 abonados por cada 100 habitantes. Asturias (16 abonados por cada cien habitantes), Cádiz (11) y Cantabria (10,5) son las provincias con más penetración en televisión de pago.