Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Moody's asigna un rating 'A3' con perspectiva 'estable' a la embotelladora europea de Coca-Cola

La agencia de calificación crediticia Moody's ha asignado un primer rating emisor 'A3' con perspectiva 'estable' a Coca-Cola European Partners (CCEP), la nueva embotelladora europea del gigante de Atlanta surgida de la fusión entre Coca-Cola Enterprises, Coca-Cola Iberian Partners y Coca-Cola Erfrischungsgetränke.
La agencia de calificación crediticia Moody's ha asignado un primer rating emisor 'A3' con perspectiva 'estable' a Coca-Cola European Partners (CCEP), la nueva embotelladora europea del gigante de Atlanta surgida de la fusión entre Coca-Cola Enterprises, Coca-Cola Iberian
Partners y Coca-Cola Erfrischungsgetränke.
"El rating 'A3' de CCEP refleja la significativa escala y mejorada diversidad geográfica de la nueva embotelladora, así como su mayor importancia para The Coca-Cola Company", apunta Linda Montag, vicepresidente senior de Moody's, destacando que CCEP será la mayor embotelladora del fabricante de refrescos, con una facturación de más de 12.000 millones de dólares (10.435 millones de euros), operaciones en 13 países y más de 300 millones de consumidores.
De hecho, la calificadora de riesgos señala que la nota de solvencia autónoma de la embotelladora CCEP se situaría en un rango 'Baa', aunque la importancia de la nueva compañía para The Coca-Cola Company sirve para elevar en un peldaño el rating de CCEP.
En su análisis, Moody's destaca los planes de CCEP de acometer un ahorro de costes anual de entre 350 y 375 millones de dólares (304 y 326 millones de euros) en los tres primeros ejercicios y concentrarse en el reembolso de su deuda, hasta que el apalancamiento de la firma se reduzca hasta los niveles públicamente establecidos.
"La capacidad para lograr ahorros de costes no está exenta de riesgos dado el marco regulatorio y laboral en los mercados europeos y las dificultades del entorno económico en general", indicó la agencia.
Por otro lado, Moody's considera que la nueva embotelladora cuenta con una mejor diversificación geográfica que sus compañías predecesoras, aunque aprecia cierta limitación al tratarse en su totalidad de mercados desarrollados en Europa Occidental.
No obstante, la calificadora de riesgos subraya la "considerable experiencia" del equipo gestor y su buena posición para afrontar los desafíos planteados por la integración de mercados con características diferentes.
Un 34% del accionariado de CCEP corresponderá al embotellador único en España, Coca-Cola Iberian Partners, mientras que los accionistas de Coca-Cola Enterprises tendrán una participación del 48% y The Coca-Cola Company ostentará el 18%.
La española Sol Daurella, cuya familia posee el 55% del embotellador nacional, asumirá la presidencia del consejo de administración de la nueva embotelladora, que se constituirá en Reino Unido y cotizará en las Bolsas de Amsterdam, Nueva York y Madrid, con un valor de más de 20.000 millones de euros.