Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

OHL reclamará una compensación a Fomento si no se solventa el problema de la autopista a Barajas

Sigue estudiando sacar a Bolsa Concesiones y ultima la venta de la filial de servicios por unos 200 millones
OHL considera que Fomento deberá compensar al grupo por la escasez de tráfico que registra la autopista Eje Aeropuerto, que une Madrid y el aeropuerto de Barajas, en caso de que no concluyan satisfactoriamente las negociaciones que mantienen para solventar la situación de esta vía.
Así lo indicó el presidente y accionista de control de OHL, Juan Miguel Villar Mir, que explicó que la autopista registra entre el 10% y el 15% del total de tráfico estimado por Fomento por la puesta en servicio de distintos accesos de carácter gratuito al aeropuerto.
"Ha habido un incumplimiento del contrato de concesión por parte de Fomento porque se han abierto accesos libres de peaje", indicó Villar Mir en un encuentro con la prensa.
OHL ha remitido a Fomento una propuesta "factible" para solventar la situación de la autopista que, según indicó su presidente, actualmente "se encuentra pendientes de estudio" por parte del Ministerio.
"Pero si no se da una solución factible, se daría un supuesto de responsabilidad patrimonial del Estado por el que Fomento debería compensar al grupo", explicó Villar Mir que, no obstante, manifestó su confianza en que "el Estado y este Gobierno o el próximo cumplirán sus compromisos".
"Por su parte, OHL ya lo ha hecho, ha cumplido con todos sus compromisos", aseveró el presidente. "Hemos construido la vía y hemos pagado todo, desde las obras hasta las expropiaciones y a los bancos que nos financiaron, incluso cuando OHL tiene pendiente de cobro parte de los trabajos de construcción que realizó para una autopista radial de Madrid", declaró Villar Mir.
Las autopistas radiales de Madrid y la Eje Aeropuerto son las últimos vías de pago que se adjudicaron en España, y actualmente se enfrentan a problemas de viabilidad por el sobrecoste de expropiación que pagaron las empresas concesionarias y el escaso tráfico que registran respecto al previsto.
OHL CONCESIONES.
En cuanto a OHL, y durante un encuentro con la prensa, su presidente aseveró que sigue estudiando la posibilidad de sacar a Bolsa su filial de concesiones, OHL Concesiones, si bien no se ha fijado aún un plazo para decidir sobre la eventual operación.
"Aún lo seguimos estudiando, pero no tenemos pensada ni la estructura de la operación, ni el porcentaje de OHL Concesiones a colocar en el mercado", según indicó Villar Mir, que aseguró que el grupo "no se ha fijado una fecha para tomar una decisión al respecto". "No es un tema urgente y queremos hacerlo bien", añadió.
OHL Concesiones gestiona actualmente una cartera de 28 infraestructuras y presenta un valor de unos 4.700 millones de euros, según una presentación a analistas del pasado mes de abril. Las dos filiales que ya cotizan en México y Brasil, respectivamente, ya valen unos 2.300 millones de euros, "más que todo el grupo OHL".
Esta filial se ha convertido en una década en el principal negocio de la compañía, dado que aporta casi una tercera parte de los ingresos del grupo, el 74% de su beneficio bruto de explotación (Ebitda) y el 90% de su cartera de ingresos futuros, según datos de 2010.
RECONQUISTA DEL 'INVESMENT GRADE'.
Por contra, OHL prevé cerrar en 2011 la venta de su filial de servicios Inima, con la que prevé inyectar unos 200 millones de euros.
La compañía confía en que esta venta, junto con el pago de deudas por 600 millones de euros que la filial de concesiones está realizando a la matriz y el incremento de su cartera de negocio, le permita cumplir con sus objetivos de reducción de endeudamiento fijados para este ejercicio y 2012. Villar Mir espera que, de esta forma, las agencias de calificación crediticia le devuelvan al grupo el 'investment grade'.
A estas operaciones se pueden sumar nuevas desinversiones de activos, entre las que citó parte de la participación del grupo en dos autopistas chilenas, y a más a largo plazo, de su porcentaje en los hoteles de lujo con que cuenta en el complejo turístico que promueve en México.