Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PIB caerá el 3,6% en 2009 y los precios el 0,3%, según Caixa Catalunya

La economía española se contraerá el 3,6% en 2009 y mostrará un moderado avance del 0,3% en 2010, según el último informe semestral de la economía española elaborado por Caixa Catalunya, que estima además que este año se cerrará con una tasa de inflación negativa del 0,3%. EFE/Archivotelecinco.es
La economía española se contraerá el 3,6 por ciento en 2009 y mostrará un moderado avance del 0,3 por ciento en 2010, según el informe semestral elaborado por Caixa Catalunya, que prevé además que este año se cerrará con una tasa de inflación negativa del 0,3 por ciento y positiva del 1,3 por ciento en 2010.
Según el Informe Semestral sobre Economía Española y Contexto Internacional del Servicio de Estudios de Caixa Catalunya, es previsible que, aunque todavía haya riesgos económicos y financieros a la baja, a partir del verano de 2010 la economía española recupere una senda de crecimiento y se detenga la destrucción de empleo.
Para 2009, augura que la tasa de paro alcanzará el 18,4 por ciento y ascenderá al 20,5 por ciento en 2010.
Según el estudio, en el sector de la construcción, prevé que en 2009 se destruirán 506.000 puestos de trabajo, mientras que en 2010 esa cifra se reducirá a 76.000.
En el sector industrial, se perderán 406.000 puestos este año y sólo 44.000 en 2010 y en servicios se destruirán 368.000 puestos en 2009 y 45.000 el próximo año.
Asimismo, prevé que este año el PIB se contraerá por una contribución negativa de la demanda interna de 5,4 puntos, lastrada por la caída del consumo privado y la inversión.
El informe destaca además que la construcción residencial habrá concluido prácticamente su ajuste en la primera mitad de 2009.
Asimismo, señala que el aumento del ahorro y la reducción de la inversión generarán por "primera vez" capacidad de financiación en el sector privado no financiero.
Según el Servicio de Estudios, la fuerte caída de la actividad industrial y del comercio internacional, en el ámbito exterior, y la notable destrucción de empleo y su impacto negativo en la confianza de los hogares, en el ámbito doméstico, han condicionado una mayor intensidad de recesión en el cuarto trimestre de 2008 y el primero de 2009.
En este sentido, indica que en estos seis meses se ha pasado de una tasa de variación positiva del 0,9 por ciento interanual a una contracción del 3 por ciento.
Además, incide en que debido a los fuertes estímulos monetarios y fiscales puestos en marcha y a la rápida corrección de los desequilibrios, el próximo año habrá "una lenta y moderada" recuperación, que permitirá volver a incrementos trimestrales de la actividad a principios de 2010 y a tasas interanuales positivas en el segundo semestre.
El director del estudio, Josep Oliver, afirmó que en el plano internacional ya se observan "brotes verdes", aunque advirtió de que todavía existen amenazas que hacen que la recuperación del crecimiento "cueste bastante".
En cuanto a España, aseguró que el "ajuste grueso" ya se ha hecho y además con una "rapidez espectacular".
Oliver también abogó por un incremento del IRPF, "con un ajuste general en el que no queden rentas al margen del esfuerzo" y por un aumento del IVA.
En cambio, defendió una rebaja del Impuesto sobre Sociedades para mejorar la competitividad de las empresas.