Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy asegura haber actuado con "diligencia" frente a irregularidades en las cajas y pide que se le reconozca

Díez exige que el FROB se persone como acusación en el caso Bankia y Lara acusa al presidente de ser "cómplice" por no querer investigar
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, defiende que su Gobierno ha actuado "con rapidez y con diligencia" frente a las tarjetas opacas de Caja Madrid y otras irregularidades detectadas en las cajas de ahorros nacionalizadas, y ha pedido a la oposición que se les reconozca ese trabajo. "Hemos hecho lo que un Gobierno tiene que hacer en una circunstancia como ésta", ha añadido.
Así se ha pronunciado durante la sesión de control al Gobierno en el Pleno del Congreso, donde el presidente de la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA), Cayo Lara, ha acusado al Ejecutivo de ser "cómplice" del "mayor fraude de la Democracia" por no querer abrir una comisión de investigación parlamentaria sobre la quiebra de las cajas, mientras que la líder de UPyD, Rosa Díez, le ha exigido una vez más que emplace al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) que se persone como acusación en el caso Bankia.
Ante estas acusaciones, el presidente ha recordado que el Gobierno ha actuado en diferentes frentes ante la crisis del sector financiero. Por una parte, ha propiciado una "reestructuración de importantes dimensiones" para cambiar el "diseño" de las cajas de ahorros y, por otra parte, ha promovido una "investigación" a través del FROB.
Fruto de esas auditorías internas, se han remitido a la Fiscalía Anticorrupción una veintena de operaciones presuntamente irregulares detectadas en Bankia --incluyendo el asunto de las tarjetas opacas-- y "en las próximas horas" se enviarán otras 19, que el ministro de Economía, Luis de Guindos, ya explicó están relacionadas con operaciones de crédito e inmobiliarias en Catalunya Caixa (CX) y Novocaixagalicia (NCG).
Por su parte, la Fiscalía Anticorrupción ha incoado ya diligencias por "posibles delitos de administración desleal o apropiación indebida" y ha remitido el caso a la Audiencia Nacional, que a su vez ha solicitado información a los peritos del Banco de España para "determinar la trascendencia penal de los hechos".
"Hemos hecho lo que un Gobierno tiene que hacer en una circunstancia como ésta. Hemos investigado, si no lo hubiéramos hecho no habrían salido a la luz estos hechos (de las tarjetas 'b'). Se está actuando con transparencia total. Y cuando alguien actúa con rapidez, con diligencia y se hacen las cosas bien y se pone todo a disposición de la Fiscalía y el juez no está de más reconocerlo", ha reprochado el presidente.