Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Realia se dispara casi un 20% en Bolsa tras la OPA de Carlos Slim

Realia subía casi un 20% en las primeras horas de negociación de la sesión de Bolsa de este jueves, después de que al cierre del mercado del miércoles Carlos Slim lanzara una oferta pública de adquisición de acciones (OPA) sobre el 100% de la inmobiliaria.
En concreto, a las 10.40 horas las acciones de Realia se revalorizaban un 19,118% y se intercambiaban a 0,805 euros por acción.
La subida ha permitido que los títulos de la compañía hayan logrado así alcanzar el precio de 0,80 euros por acción que el empresario mexicano propone en su oferta, un importe que arrojaba una prima del 17% respecto al cierre del miércoles de Realia en Bolsa (0,68 euros).
Carlos Slim ha lanzado la OPA de forma voluntaria, al superar la cota del 30% en el capital social de la compañía, y pese a que solicitó a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) una dispensa para 'opar' a toda la empresa.
No obstante, el magnate ha decidido formular su oferta dado que considera que Realia debe poner en marcha un plan estratégico para sanearse y lograr un volumen de ingresos estable y recurrente.
Además, pretende ofrecer una ventana de liquidez a los accionistas minoritarios de la inmobiliaria, que acumula un descenso de su valor desde que salió a Bolsa en 2007 y lleva varios años sin pagar dividendo.
El precio que Slim propone en su OPA supone valorar el 100% de Realia en unos 380 millones de euros y sitúa el precio efectivo de la operación en unos 240 millones de euros.
Este es el precio al que ascendería la oferta, considerando que se dirigirá de forma efectiva a un 30,7% del capital de la empresa, dado que se da por supuesto que no acudirán a la oferta ni el propio Slim con su 30,5% de la compañía, ni FCC, primer socio de la inmobiliaria con un 36,9%.
El magnate ya controla Realia, dado que a la participación que tiene directamente en la empresa se suma la que ostenta de forma indirecta a través de su participación en FCC, constructora de la que es primer accionista.