Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Romana asegura que, "modestamente", la Sareb ha ayudado al buen resultado de los test de estrés

La presidenta de la Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb), Belén Romana, ha asegurado que la compañía, "modestamente", ha ayudado también al buen resultado de los test de estrés.
Así lo ha señalado durante su comparecencia a petición propia en la Comisión de Economía y Competitividad del Senado, después de que este domingo la banca española superará satisfactoriamente estos test.
El BCE ha determinado que la banca española está bien capitalizada y no requiere medidas adicionales para reforzar su solvencia. De las quince entidades que se han sometido al examen, sólo Liberbank ha aflorado un déficit de capital de 32 millones en la prueba de revisión de activos.
"En parte, gracias a nosotros los test de estrés han sido los que han sido. Al final hemos contribuido adquiriendo parte del balance de las entidades financieras", ha dicho Romana.
Sareb es un instrumento promovido por el Gobierno para gestionar y vender, en un plazo de 15 años, los activos procedentes de las nueve entidades financieras que necesitaron ayuda pública: Bankia, Catalunya Bank, Novagalicia Banco, Banco Gallego, Banco de Valencia, Ceiss, Banco Mare Nostrum, Liberbank y Caja 3.
El origen de la Sareb se encuentra en el Memorándum de Entendimiento (MoU) que el Gobierno firmó con las autoridades internacionales en julio de 2012, cuando se solicitó una línea de ayuda financiera para reestructurar el sector financiero español.
El MoU establecía la condición de crear una sociedad de gestión con los activos vinculados a la exposición inmobiliaria de las entidades que necesitaron la ayuda.