Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sanofi Aventis abre en Cuba una oficina comercial y planea producir fármacos

El año pasado el Gobierno cubano anunció su intención de potenciar la industria farmacéutica con inversiones que superarán los 190 millones de dólares hasta 2010. EFE/Archivotelecinco.es
El gigante farmacéutico francés Sanofi Aventis abrió una oficina comercial en Cuba para "fortalecer sus vínculos" con la isla, donde planea fabricar productos destinados al mercado de América Latina, informó hoy el semanario oficial cubano Opciones en su último número.
La farmacéutica prevé "profundizar" la colaboración con empresas del Gobierno del general Raúl Castro y "ampliar" su presencia en Cuba, donde opera desde hace unos 20 años.
El vicepresidente intercontinental de Sanofi Aventis, Antoine Ortoli, dijo a Opciones que el grupo entró en contacto con autoridades del Polo Científico de La Habana para "realizar estudios clínicos" y "aprovechar las plantas industriales instaladas" en el país, para fabricar "de manera conjunta" productos que abastezcan el mercado latinoamericano.
"Es más que una presencia comercial, pues abarca la cooperación industrial y científico-técnica, que se basa sobre todo en el talento y la probada capacidad de los médicos cubanos que, según mi experiencia, son los mejores del mundo", indicó Ortoli.
Añadió que "el alto nivel alcanzado por la rama biofarmacéutica" en Cuba "acrecentó" el interés de la empresa y fue "determinante" en la decisión de establecer una oficina en La Habana.
Sanofi Aventis provee a la isla de vacunas y medicamentos para enfermedades cardiovasculares, oncológicas, epilepsia y diabetes, entre otros.
El año pasado el Gobierno cubano anunció su intención de potenciar la industria farmacéutica con inversiones que superarán los 190 millones de dólares hasta 2010.
En 2007 la industria farmacéutica cubana exportó productos por 350 millones de dólares y fue la segunda fuente de generación de divisas, solo por detrás del níquel y aventajando a sectores tradicionales como los del tabaco, el ron y el azúcar.
El 95 por ciento de los fármacos que se consumen en la isla son de producción nacional, según fuentes oficiales.