Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Self Bank alerta de que los 'créditos rápidos' pueden conllevar intereses de hasta el 3.000%

Self Bank ha alertado de que los 'minicréditos' o 'créditos rápidos', utilizados para obtener liquidez al instante y sin avales, pueden conllevar intereses de hasta el 3.000% del importe, unas tasas "muy superiores" a las del mercado.
Según la responsable de Desarrollo de Contenidos, Productos y Servicios de Self Bank, Victoria Torre, la necesidad de conseguir dinero efectivo de forma inminente para solucionar un imprevisto y la rapidez de su concesión llevan a muchas personas a decantarse por este tipo de créditos, dada la facilidad con la que se obtienen.
No obstante, "no suelen tener en cuenta las pocas garantías que ofrecen al cliente ni los peligros que entrañan estas empresas, que en ocasiones se alejan mucho de ser una entidad financiera", ha señalado Torre.
Antes de solicitar un 'crédito rápido', hay que tener en cuenta que se trata de empresas que a veces no se adaptan a la normativa de una entidad financiera, por lo que no están reguladas por el Banco de España, y que no comprueban los datos de solvencia, la morosidad ni solicitan avales o garantías del cliente, avisa la entidad digital.
El banco alerta de que estos céditos ofrecen unas condiciones "que a priori pueden parecer muy beneficiosas para el cliente, pero que pueden convertirse en un arma de doble filo".
Según ha explicado en un comunicado, uno de los principales inconvenientes son los "costosos intereses" que conlleva la devolución de la cantidad, que puede duplicarse en tan solo dos o tres meses. Además, en el caso de no poder hacer frente a su reembolso, podría conllevar daños futuros para el cliente, ya que quedaría incluido en un fichero de morosos o vería cómo su deuda pasa a ser gestionada por empresas de recobro con métodos de presión en el límite de lo legal.
ALTERNATIVAS "MÁS VENTAJOSAS"
En opinión de Self Bank, optar por un 'crédito rápido' debería ser "la última opción para obtener liquidez de manera urgente", ya que existen otras alternativas "más ventajosas y seguras" para el cliente, como la financiación de amigos y familiares ('friends and family'). Esta alternativa puede formalizarse a través de un documento presentado ante la Consejería de Hacienda del Gobierno regional correspondiente.
Otra de las alternativas a este tipo de créditos es solicitar un anticipo de nómina, que está regulado por el Estatuto de los Trabajadores, aunque es un derecho al que no se puede recurrir de forma habitual.
Además, muchas entidades ofrecen a sus clientes la posibilidad de obtener un anticipo por el importe de varias nóminas, habitualmente hasta tres, unos préstamos que suelen tener condiciones competitivas y un plazo reducido de tiempo.
Por último, la entidad recomienda antes que pedir un 'crédito rápido' recurrir a las habituales tarjetas de crédito, con las que se puede aplazar el pago hasta principios del mes siguiente sin que conlleve intereses, o decantarse por fraccionar el importe, aunque esta opción sí tiene un coste (entre el 15% y el 20% TAE, muy inferior que el que tienen los créditos rápidos).
Sin embargo, desde Self Bank apuestan mejor por la fórmula del ahorro. "Es fundamental que el cliente comprenda los beneficios de ahorrar una cantidad periódicamente, la que él pueda atendiendo a sus circunstancias. El hábito del ahorro puede ayudarnos a hacer frente a imprevistos y sin necesidad de pagar intereses", concluye Torres.