Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Tesoro espera volver a cobrar mañana por la emisión de letras a seis y doce meses

El Tesoro Público espera colocar mañana, 9 de mayo, entre 3.500 y 4.500 millones de euros y hacerlo con tipos negativos, como en las últimas subastas.
La última emisión de este tipo de papel se llevó a cabo el pasado 5 abril. El organismo adscrito al Ministerio de Economía colocó 4.607 millones, en la parte media del rango de objetivos previsto, pero ofreciendo a los inversores tipos aún más negativos que en la subasta previa.
Aquella subasta estuvo marcada por la incertidumbre ante la falta de Gobierno y por la desaceleración de la economía, dos factores que siguen presentes.
Con estos mimbre, el Tesoro salió a los mercados por última vez el pasado 5 de mayo y logró adjudicar 3.959 millones de euros en la emisión de cuatro referencias de bonos y obligaciones, dentro de los objetivos previstos.
Destacó en dicha emisión la colocación de bonos a cinco años con tipos negativos y las menores rentabilidades en el caso de las emisiones a más largo plazo. Además, se incrementó significativamente la demanda de obligaciones a 10 años.
Desde comienzo de año el Tesoro ha captado 50.800 millones de euros a medio y largo plazo, un 42,2% de la previsión para 2016 (120.300 millones). El coste medio de la deuda del Estado a la emisión se situó en el 0,84% a cierre de abril, la misma cifra que al cierre de diciembre de 2015. La vida media de la deuda en circulación a esa fecha era de 6,71 años, superior a los 6,45 años al cierre de 2015.