Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Toxo aboga por una "revolución empresarial" para que la empresa española gane tamaño

El secretario general de CC.OO., Ignacio Fernández Toxo, ha advertido este miércoles de que España pagará "gravemente" las consecuencias del poco tamaño de sus empresas, con un 98,2% del total con menos de 25 personas en sus plantillas, por lo que ha abogado por una "auténtica revolución industrial".
En declaraciones a los medios de comunicación tras inaugurar una jornada de las federaciones de industria y educación de CC.OO. sobre el cambio de los modelos productivo y educativo, Toxo ha señalado que "la inmensa mayoría de las empresas españolas dan ocupación a menos de cinco personas".
Toxo ha advertido de que el "imprescindible" sector exterior no tomará "presencia" en la composición de la economía ni jugará un papel importante para el desarrollo del país en términos de crecimiento y generación de empleo "mientras la base económica se sustente en empresas de esas características".
"Se viene advirtiendo desde hace mucho tiempo, pero poco se hace para cambiar esa realidad", ha criticado Toxo, quien ha apuntado que con los modelos de contratación actuales se apuesta por consolidar el "viejo modelo", a pesar de que "fue una apuesta fallida en el pasado y será fallida en el futuro".
"Este país pagará gravemente las consecuencias de una apuesta como la que se está realizando", ha advertido.
FORMACIÓN DE DESEMPLEADOS CON IMPUESTOS GENERALES.
Por ello, ha abogado por la cualificación permanente a lo largo de toda la vida laboral y la financiación de la formación de desempleados con impuestos generales.
De igual forma, ha indicado que España necesita un plan de choque por el empleo para dar "oportunidades" a los parados, si bien ha reconocido que "como los recursos que proceden del mundo de los activos son escasos, se debe hacer una apuesta de inversión desde lo público, de los impuestos generales, para la mejora de la cualificación".
Igualmente, ha apostado por la formación dual, ya que "no es cierto que a partir de la reforma laboral haya un modelo de formación dual en España", por lo que ha instado a seguir el modelo alemán.
A este respecto, ha negado que se trate de un modelo que sólo pueda funcionar en el ámbito de las grandes empresas, sino que también tiene cabida en el ámbito de las pequeñas y "muy pequeñas" empresas, con la condición de que "se mancomunen esfuerzos, acuerdos entre organizaciones empresariales y sindicales, y con el respaldo de las administraciones públicas en el conjunto de los ámbitos en el convenio colectivo".
Precisamente por este motivo ha vuelto a reiterar la petición sindical de derogar la reforma laboral, con el objetivo de "recuperar la potencia de la negociación colectiva para gobernar estos asuntos para el desarrollo futuro".
VE "IMPOSIBLE" CUMPLIR EL DÉFICIT EN 2019.
Por otra parte, sobre el déficit público Toxo ha señalado que a las comunidades autónomas se les ha puesto "un corsé muy fuerte" que impide que puedan superar los límites de déficit fijados por el Estado.
Además, ha denunciado que se están "resintiendo" las políticas de sanidad, educación, servicios públicos y sociales, ya que "los menores ingresos que está recibiendo el Estado por la anticipación de los efectos de la reforma fiscal se están notando".
En su opinión, no tenía "sentido" hacer una reforma y "por razones electorales haber anticipado sus efectos restando de las arcas públicas un potencial de unos 9.000 millones de euros", porque "hará mucho más duro el itinerario de consolidación fiscal y haría imprescindible que el próximo Gobierno intente negociar con la UE un calendario que vaya más allá de un año de margen para la estabilización de déficit".
"Es imposible que España cumpla con un 1% de déficit en 2019", ha enfatizado.