Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Vértice condiciona su viabilidad futura a una modificación de su calendario de pagos con Hacienda

Advierte del "imposible cumplimiento" de los plazos actuales de sus obligaciones tributarias
Vértice 360, que en diciembre solicitó preconcurso de acreedores, ha condicionado su viabilidad futura a una modificación del calendario de pagos con la Agencia Tributaria (AEAT), que es su principal acreedor, y ha advertido del "imposible cumplimiento" de los plazos actualmente establecidos.
"La viabilidad futura de Vértice 360 depende no solo del éxito del plan de negocio y la reestructuración de la deuda, sino además de la necesaria modificación del calendario de pagos concedido por la AEAT en abril del 2013", ha manifestado la compañía en un comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
El grupo audiovisual actualmente mantiene conversaciones con los acreedores, principalmente la AEAT y las entidades financieras, si bien estas negociaciones no están concluidas, ha aclarado.
En total la compañía adeuda más de 30 millones de euros con vencimientos que se alargan hasta el año 2019. De esta cifra, 13,5 millones es deuda con las administraciones públicas y 16,6 millones con las entidades financieras.
La firma ha indicado además que su deuda con proveedores y otros acreedores asciende a 5,8 millones de euros, de los cuales 3 millones es deuda vencida y no pagada.
"A día de hoy nos hemos reunido con diversos acreedores financieros y los principales proveedores al objeto de trasmitirles nuestro propósito de refinanciación y sus directrices principales sujetas a la obtención por parte de la AEAT de la modificación del plan de pagos vigente", ha aclarado.
En concreto, la firma está manteniendo una ronda de "concreción" de reuniones con la AEAT y con los principales acreedores financieros y no financieros, tres de los cuales reúnen el 63% de
esta deuda.
La compañía ha explicado que entre las bases en las que se fundamenta su plan de negocio destacan la inyección de dinero nuevo y la reestructuración de deuda.
ACUMULA PÉRDIDAS DE 62,8 MILLONES HASTA NOVIEMBRE
"Con esta inyección de dinero nuevo, además de atender los pagos urgentes, se podrán adquirir novedades que permitan rentabilizar el catálogo existente, incorporar talento nuevo y ayudar a soportar los gastos de estructura hasta la obtención de ingresos recurrentes", ha señalado la firma.
"La AEAT es el mayor acreedor de la sociedad y el actual calendario de pagos es de imposible cumplimiento por parte de Vértice 360, por lo que la modificación o no de dicho calendario de pagos altera sustancialmente el planteamiento de refinanciación cuyo borrador ya está elaborado por la firma Confivendis", ha reconocido la firma.
La compañía ha informado además de sus resultados consolidados hasta noviembre de 2013. La compañía acumulaba hasta noviembre del pasado año unas pérdidas atribuibles de 62,8 millones de euros y unos ingresos de 7,2 millones de euros.
EL PRESIDENTE ASUMIRÁ LAS FUNCIONES DE CONSEJERO DELEGADO
Por otra parte, el consejo de administración de la compañía ha decidido nombrar a José Miguel Fernández Sastrón, que desde diciembre figura como presidente de la compañía, nuevo consejero delegado de Vértice.
"El consejo decide delegar a favor del consejero Fernández Sastrón todas las facultades del consejo de administración legalmente y estatutariamente delegables, designándolo, por tanto, consejero delegado de la compañía", ha explicado la firma.