Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Volkswagen defiende un modelo de apoyo permanente al automóvil en España

El director de la firma automovilística Volkswagen en España, Francisco José Pérez Botello, ha solicitado al nuevo Gobierno que salga elegido tras las próximas elecciones del 20 de noviembre que tome medidas "permanentes" para fomentar la renovación del parque automovilístico español, que es uno de los más envejecidos de Europa, en lugar de iniciativas puntuales.
Durante la presentación internacional del nuevo modelo urbano up!, resaltó la necesidad de apoyar una renovación de los automóviles antiguos de forma permanente, y no como algo temporal, como el pasado Plan 2000E, aunque reconoció que éste sirvió de ayuda ante una situación de mercado complicada.
Por ello, Pérez Botello defiende la creación de un nuevo Plan Renove o Prever, que ofrecían de forma constante ayudas a la compra de coches a cambio de achatarrar uno viejo. "Se necesitan planes estructurales, no medidas para seis meses, sino acciones que permitan a los fabricantes hacer planes de futuro a largo plazo", añadió.
Además, solicitó al nuevo Gobierno que ayude al sector del automóvil, debido a la importancia que tiene la automoción para la economía española, y afirmó que el cambio de ejecutivo podría generar un aumento de la confianza de los clientes, lo que repercutiría en una subida de las ventas de vehículos.
"El mercado español, a pesar de estar en época de crisis, está por debajo de lo que debería ser", aseguró, al tiempo que resaltó que una cifra aceptable de matriculaciones anuales para etapas económicas difíciles podría oscilar entre el millón y el 1,1 millones de automóviles. En este sentido, resaltó que el volumen "normal" del mercado nacional deber situarse entre 1,2 y 1,3 millones de unidades.
Por otro lado, el director de Volkswagen en España indicó que su marca no tiene ningún objetivo concreto en cuanto a volumen de ventas en el mercado nacional, sino que aseguró que trabaja para "ser líder" en cuanto a satisfacción de sus clientes y en lo referente a la rentabilidad de sus concesionarios.
Así, apuntó que en la actualidad los puntos de venta de Volkswagen en España "no están ganando todo el dinero que deberían de ganar", ante lo que afirmó que desde su compañía están trabajando para ello. "La red está ganando dinero, poco pero está ganando, cosa que otros no pueden decir", puntualizó.