Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los accionistas de Fortis se pronunciarán el 8 y el 9 de abril sobre el acuerdo de BNP

Los accionistas de Fortis se pronunciarán los próximos 8 y 9 de abril sobre el nuevo acuerdo entre la entidad, el Gobierno belga y BNP Paribas para que éste último controle las actividades bancarias de Fortis en este país.
Fortis anunció hoy que los accionistas holandeses de la entidad se reunirán el 8 de abril en Utrecht (Holanda), mientras que los belgas lo harán un día después en Bruselas.
Los accionistas se pronunciarán sobre el acuerdo alcanzado la pasada semana y también podrán elegir nuevos administradores y modificar varios estatutos de la sociedad, indicó Fortis en un comunicado.
La asamblea de accionistas de Fortis del pasado 11 de febrero rechazó la división y venta de la mayor parte de la entidad, acordada entre septiembre y octubre del año pasado por los Gobiernos de Bélgica, Holanda y Luxemburgo ante su grave situación financiera.
El Gobierno belga, Fortis y BNP acordaron el pasado 6 de marzo un nuevo acuerdo, con diferentes condiciones, para intentar lograr la aprobación de los accionistas.
El acuerdo establece que el Estado belga aportará a BNP el 75 por ciento de la división de las actividades bancarias de Fortis en Bélgica (Fortis Banca) y conservará el 25 por ciento restante.
Una de las novedades es que Fortis Banca se hará cargo del 25% de la división Fortis Seguros Bélgica, con lo que se intenta crear un grupo fuerte en el sector de banca y seguros.
La aprobación de los accionistas de la ruptura y venta del grupo de banca y seguros Fortis fue exigida en una sentencia emitida en diciembre por un tribunal de apelaciones de Bruselas.
Los supuestos intentos del anterior Gobierno del primer ministro Yves Leterme por influir en ese fallo judicial, negativo para los objetivos del Ejecutivo, causaron la dimisión del Gabinete y la creación de una comisión parlamentaria de investigación.