Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los accionistas de Másmóvil votan esta semana la ampliación de capital de 230 millones

Los accionistas de Másmóvil votarán esta semana la propuesta del consejo de administración de llevar a cabo una ampliación de capital por importe de 230 millones de euros mediante una colocación privada entre inversores cualificados, con la que la operadora prevé financiar su expansión y participar en el proceso de consolidación del sector.
La junta general de accionistas de Másmóvil, que se celebra el jueves en primera convocatoria o el viernes en segunda, se produce en pleno proceso de compra de Pepephone por 158 millones de euros y en mitad de los rumores de que la operadora pueda presentar una oferta por Yoigo después de que Zegona haya perdido la exclusividad en las negociaciones con TeliaSonera.
Másmóvil solicitó inicialmente a sus accionistas permiso para ampliar capital por importe de hasta 90 millones de euros, pero posteriormente, la sociedad Neo-Sky 2002, accionista titular del más del 5% del capital social de la empresa, propuso elevar estar cantidad hasta los 230 millones de euros.
En concreto, la propuesta de ampliación de capital consiste en la emisión y puesta en circulación de casi 11,77 millones de acciones con un valor nominal de 0,10 euros a un precio de 19,55 euros por acción entre capital y prima de emisión. Estos títulos serán de la misma clase y serie que los que están actualmente en circulación.
Esta ampliación excluye además el derecho de suscripción preferente de los accionistas y solicita la delegación de facultades al consejo de administración para fijar las condiciones del aumento en todo lo no previsto por la junta de accionistas y para realizar los actos necesarios para su ejecución.
GRAN INTERÉS DE INVERSORES.
El consejo de administración ha justificado su decisión de eliminar el derecho de suscripción preferente en esta ampliación de capital debido al "gran interés" mostrado por parte de inversores institucionales por entrar en el capital de Másmóvil.
La compañía considera "muy recomendable atender" este interés para financiar el "proceso de expansión y consolidación del grupo como cuarto operador" y ha aclarado que esta ampliación de capital no está destinada a financiar su plan de despliegue de banda ancha.
Además, Másmóvil ha explicado que los inversores institucionales que han mostrado interés en entrar en el grupo han manifestado la necesidad de que su participación alcance unos porcentajes "mínimos" y que el precio al que se realice la operación sea "cierto (concreto)".
En opinión del grupo, estas condiciones son difíciles de obtener con operaciones en el mercado abierto o mediante una ampliación de capital con derecho de preferencia a sus accionistas actuales, métodos que podrían frustrar la ampliación de capital al no garantizar los porcentajes mínimos de participación deseados.
CON YOIGO EN EL HORIZONTE.
Esta ampliación de capital se produce en momento en el que se rumorea que Másmóvil podría estar interesada en presentar una oferta por Yoigo, después de que TeliaSonera, el principal accionista de la compañía de telefonía móvil, haya retirado la exclusividad a sus conversiones con la firma británica Zegona, propietaria de Telecable.
En la presentación de los resultados de 2015, el consejero delegado de Másmóvil, Meinrad Spenger, reconoció que Yoigo es un "activo interesante" porque es complementario a Másmóvil, por lo que es obvio que a medio plazo, si surge una oportunidad, la estudiarán. Sin embargo, Spenger también incidió en que a nivel operativo no es un activo necesario para la operadora.