Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los analistas creen que las condiciones actuales del mercado no afectarán a la salida a Bolsa de Aena

XTB cree que si el objetivo del Gobierno es "hacer caja" con la OPV, deberá retrasarla a diciembre
La actual situación de los mercados, que están sufriendo vaivenes provocados por el temor a un frenazo en la recuperación económica y por la llegada del virus del ébola a Europa, no tendrían por qué influir en la salida a Bolsa de Aena, prevista para noviembre, según los expertos consultados por Europa Press.
Según el esquema de la operación, Fomento prevé licitar el 21% de la compañía entre un núcleo estable de accionistas seleccionados y colocar el 28% restante en Bolsa a través de una Oferta Pública de Venta (OPV).
Será el próximo mes de noviembre cuando salga a Bolsa el 28% de Aena Aeropuertos, tras el periodo de oferta correspondiente, la fijación del precio máximo para los inversores cualificados y minoristas y la firma del contrato de aseguramiento.
El analista de IG Daniel Pingarrón ha recordado a Europa Press que en lo que va de 2014 se han producido varias OPV en España sin complicaciones y ha indicado que el contexto actual "resulta propicio" para ver este tipo de movimientos.
Entre las razones que benefician a este tipo de operaciones están los tipos de interés en mínimos históricos, la subida de los índices bursátiles desde 2012, el apetito inversor, la poca aversión al riesgo y una "enorme" liquidez en el mercado, fruto de las políticas expansivas de los bancos centrales.
LA RECUPERACIÓN SE FORTALECERÁ
Pingarrón ha subrayado que a nivel macroeconómico, la recesión "ha quedado atrás" en Europa y la recuperación económica, "pese a las dudas actuales", se fortalecerá "con enorme probabilidad" el año que viene y sucesivos.
Por ello, entiende que el contexto actual es "ideal" para salir a Bolsa, pese a las dudas que han aparecido en los últimos días sobre el rumbo de la economía europea y sobre la política monetaria empleada por el Banco Central Europeo (BCE), que, a su juicio, "pueden matizar en parte el escenario a corto plazo". "Pero por el momento, no modifican su esencia", ha añadido.
El analista insiste en que la llegada del ébola al Viejo Continente "no debería suponer un freno a la salida a Bolsa de Aena ni de ninguna otra compañía". "Siendo cierto que Aena es una empresa estrechamente relacionada con el sector turístico, y que en las últimas sesiones las empresas de ese sector han sufrido mucho, si los casos de contagio se mantienen en las cifras que estamos conociendo en estos momentos, los miedos actuales podrían quedar fácilmente en el olvido", ha señalado.
Finalmente, afirma que si el escenario actual respecto al ébola se mantiene antes de que se produzca la OPV de Aena, el mercado no considerará al virus una amenaza significativa.
APLAZAR LA OPV SI SE QUIERE 'HACER CAJA'
Por su parte, el analista de XTB Jaime Díez ha explicado a Europa Press que la situación actual del mercado "no debería ser un factor determinante para las salidas a bolsa de las distintas empresas".
En este sentido, destaca que cuando una empresa decide salir a Bolsa "debe ser porque necesita capital para acometer nuevos proyectos sin endeudar la empresa o bien porque algún propietario decide quitarse una parte importante de la empresa y requiere de un gran mercado y, sobre todo, de una valoración objetiva".
Díez hace hincapié en que el momento del mercado "únicamente" puede incrementar esa capitalización, pero la necesidad de OPV "es la misma". Por ello, entiende que si la idea del Gobierno con la salida a Bolsa de Aena únicamente es 'hacer caja', "entonces sería mejor aplazar la salida al menos hasta diciembre, donde las valoraciones deberían ser superiores".
NO ES BUEN MOMENTO PARA AL OPV DE ENDESA
En cuanto a la posible OPV de Endesa por parte de Enel, el analista cree que ahora mismo no es un buen momento, dado que el principal objetivo es la recaudación de efectivo, por eso el dividendo de Endesa. "Estamos cotizando en mínimos anuales. Enel deberá decidir la prisa que tiene por obtener el capital ahora o más tarde", ha añadido.
Enel estudia en la actualidad diversas opciones acerca de la posible venta de una participación minoritaria de Endesa, entre las que figuran una OPV por un 22% del capital, con la que reduciría su participación al 70%, o la colocación de paquetes accionariales entre inversores institucionales.