Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La antigua sede de Telefónica en Barcelona se venderá por 56 millones, el 30% de lo tasado

La antigua sede de Telefónica en Barcelona, en la avenida Roma, sale a la venta por un precio inicial de 56 millones de euros, según lo ha decidido el juzgado mercantil 2 de la capital catalana, que lleva el proceso concursal de Cerep Investment, filial que el grupo Carlyle creó para la adquisición del inmueble, han informado a Europa Press fuentes jurídicas.
Esta cifra supone el 30% del valor de tasación y el 24% de lo que pagó la sociedad de Carlyle en junio de 2007, cuando compró el edificio a Telefónica por 234,9 millones.
El inmueble está actualmente abandonado y sufre desperfectos tras repetidos saqueos para robar los cables de cobre de su interior para vender este metal a peso, lo que ha decidido al juez a su rápida liquidación para evitar un mayor deterioro.
Está previsto que el edificio encuentre comprador y se cierre la venta hacia finales de noviembre o principios de diciembre, ya que hasta ahora se han mostrado interesados una docena de inversores, mayoritariamente fondos internacionales, han explicado a Europa Press fuentes inmobiliarias.
El adjudicatario será quien presente la oferta más alta, y lo recaudado con la venta del edificio, que conforma la unidad productiva de Cerep, servirá para pagar a los acreedores, entre los que se incluyen la banca y administraciones públicas.