Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los concursos descienden un 9% en enero, pero las disoluciones aumentan un 5%, según Informa D&B

Los concursos han descendido un 9% en enero con respecto al mismo periodo del año anterior, mientras que las disoluciones han aumentado un 5%, según el estudio sobre 'Concursos y Disoluciones' elaborado por Informa D&B, compañía de Cesce.
En concreto, el pasado mes se han registrado un total de 365 concursos y 3.180 disoluciones en el país. Además, las inactividades caen un 82%, hasta las 2.799.
En este sentido, la mayor parte de las sociedades concursadas son las microempresas, que representan el 81% del total. Por su parte, las pequeñas empresas representan casi el 17% y las medianas un 2%. Ninguna gran empresa ha entrado en concurso el pasado mes de enero.
La facturación de las empresas concursadas suma más de 462 millones de euros y un total de 2.725 empleados, lo que supone un 15% más con respecto al mismo periodo del año anterior, mientras que las sociedades afectadas por las disoluciones daban trabajo a 8.896 personas y su cifra de negocio era de más de 2.400 millones de euros, frente a los 1.800 millones de euros en comparación con el mismo periodo del año precedente.
CATALUÑA CON MÁS CONCURSOS, MADRID CON MÁS DISOLUCIONES
Por comunidades, Cataluña es en la que más concursos se realizan, el 17% del total, pero también es la que más reduce sus cifras en valor absoluto. Por su parte, Madrid es la que más disoluciones acumula, seguida de Valencia, con 59 y 53 disoluciones, respectivamente.
Por sectores, el de la construcción es el que más procesos alcanza, aunque su peso en el total se va reduciendo. En este sentido, representa el 26% del total de concursos y el 24% de las disoluciones.
Además, el sector energético triplica el número de disoluciones con respecto al mismo periodo de 2015, con una subida del 207%.