Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los contribuyentes aprueban con un suficiente la gestión de Hacienda, según una encuesta de la OCU

Los contribuyentes aprueban con un 5,8 sobre 10 la gestión de Hacienda y valoran especialmente la facilidad para hacer la declaración de la renta gracias a los datos que proporciona la Agencia Tributaria, los diversos medios para entregar la declaración y la agilidad con la que se practican las devoluciones, según una encuesta de la OCU.
La consulta, realizada a 1.376 personas con edades comprendidas entre los 30 y los 74 años, revela además que el 74% de los españoles se muestra satisfecho o muy satisfecho con Hacienda, frente al 26% que se manifiesta descontento con el trabajo que realiza la Agencia Tributaria.
El trámite más habitual que realizan los ciudadanos es la declaración del IRPF. Un 52% de los encuestados recibió el borrador con los datos fiscales que remite Hacienda, del que OCU advierte que en ocasiones no es correcto. Pese a ello, el 37% de los encuestados lo confirmó sin poner ni quitar nada.
Según la encuesta, el 41% de los contribuyentes hace la declaración por sí mismo o con ayuda de amigos, parientes o entidades bancarias. Un 22% pidió a Hacienda que le ayudara en la presentación y sólo un 36% de los encuestados (muchos de ellos autónomos) recurrió a los servicios de una gestoría, con un coste medio de entre 26 y 76 euros.
A siete de cada diez contribuyentes la declaración les sale a devolver, con una devolución media de 730 euros según los consultados por OCU. Al 23% de los contribuyentes la declaración le salió a ingresar y de media pagaron 1.366 euros, una cantidad superior a la que esperaban para el 60% de los que tuvieron que pagar.
Los aspectos mejor valorados por los encuestados son la exactitud de los datos fiscales y la rapidez en las devoluciones. Por el contrario, lo que peor valoran son la atención prestada por la Agencia Tributaria en caso de problemas, así como la facilidad para completar la declaración.
Sólo un 6% de los encuestados recibió el año pasado una declaración 'paralela' por parte de Hacienda, aunque esta situación no es desconocida para los ciudadanos. En los últimos 10 años uno de cada cuatro contribuyentes fue requerido por Hacienda para revisar su declaración, según OCU. De ellos, un 62% tuvo que pagar más de lo que había declarado en un principio y un 30% recibió una sanción.
Por último, OCU denuncia que las reclamaciones contra las actuaciones de la Agencia Tributaria aumentaron un 48% en 2014, último año del que hay datos disponibles.