Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las grandes eléctricas ganan un 11% más en el semestre y cifran en 2.645 millones el impacto regulatorio

Las tres mayores compañías eléctricas con operaciones en España, que son Iberdrola, Endesa y Gas Natural Fenosa, obtuvieron un beneficio conjunto de 3.201 millones de euros en los seis primeros meses del año, un 11% menos que en el mismo periodo del ejercicio anterior.
Este recorte de las ganancias se produce en parte por el impacto regulatorio de 2.645 millones durante el primer semestre por las medidas adoptadas por el Gobierno desde 2012 para contener el déficit de tarifa.
En todo caso, el beneficio bruto de explotación (Ebitda) de las tres empresas se situó en el semestre en 9.077 millones de euros, un 4,3% más que los 8.698 millones registrados en el mismo periodo del año anterior.
En la rúbrica de ganancias netas, Iberdrola obtuvo el mayor resultado, de 1.503 millones, un 13% menos, frente a los 765 millones de Endesa, que recortó un 31% el beneficio. Gas Natural Fenosa, animada por los 252 millones de plusvalías por la venta de GNF Telecomunicaciones, ganó 932 millones, un 19% más.
En cuanto al impacto regulatorio, Iberdrola ha contabilizado 1.395 millones en el semestre por las diferentes medidas adoptadas desde el inicio de la legislatura, frente a los 950 millones cuantificados por Endesa. Gas Natural Fenosa alude a un impacto de 600 millones en el conjunto del año.
Tras este efecto, las compañías confían en que el ejercicio 2014 se cierre sin déficit de tarifa y sin que sea necesaria la aprobación de recortes adicionales. Gas Natural Fenosa anunció además una aceleración de inversiones en distribución de gas tras la reciente reforma sectorial.
Iberdrola indicó por su parte que espera resolver después del verano las negociaciones con el Ministerio de Industria acerca de la titulización del déficit de tarifa de 2013, mientras que Endesa pronosticó que no habrá una nueva reforma de calado en el mercado mayorista de electricidad, más allá de retoques técnicos.
Como parte de las distintas presentaciones de resultados semestrales, la matriz de Endesa, Enel, anunció la segregación de los activos latinoamericanos de la eléctrica española, al tiempo que abordará una posible venta de participaciones minoritarias.