Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El eventual fracaso del Brexit podría ayudar a Santander a recuperar los 4 euros por acción

Las acciones de Banco Santander podrían recuperar los 4 euros en Bolsa si, tras el referéndum del próximo 23 de junio, Reino Unido permanece en la Unión Europea, según el analista de XTB Sergio Puente, que advierte de que si el Brexit sale adelante, los títulos de la entidad regresarían a los niveles de febrero, cuando cotizaban a 3,31 euros.
El experto recuerda que la incertidumbre ante la posible salida del Reino Unido de la Unión Europea "ha lastrado profundamente" a las plazas europeas en las últimas jornadas, afectando especialmente al sector bancario.
De este modo, las acciones del banco que preside Ana Botín han caído más de un 10%, perdiendo el nivel de los 4 euros y rompiendo con fuerza la tendencia alcista formada por los mínimos de febrero, abril y junio de este año.
Los títulos de la entidad han conseguido cerrar la sesión del viernes a 3,806 euros, tras revalorizarse un 3,9%, en un contexto en el que el Ibex 35 ha avanzado un 1,98% gracias, en parte, al impulso de la banca.
Independientemente del resultado de la consulta, el banco tiene la intención de permanecer en Reino Unido, donde desarrolla una parte importante de su negocio a través de Santander UK.
"Es mejor que Reino Unido esté en Europa, porque ambos serán más fuertes. Independientemente de lo que se decida, el Santander va a estar allí", afirmó la presidenta de la entidad durante su intervención en el encuentro de primavera organizado por el Instituto de Finanzas Internacional (IIF).
Un tercio del balance de Santander procede del país británico. De hecho, Reino Unido aportó la mayor parte del beneficio del banco en el primer trimestre del año, al representar un 23% del total. Por ello, Botín entiende que la entidad tiene "mucho en juego" en la economía británica y reconoce que un "mal" comportamiento del país afectaría "directamente" a la entidad.