Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El regulador financiero de Reino Unido sanciona a Barclays con 60 millones por su acuerdo con Catar en 2008

La Autoridad de Conducta Financiera (FCA) de Reino Unido ha impuesto a Barclays una multa de 50 millones de libras esterlinas (60 millones de euros) en relación con la actuación de la entidad durante las conversaciones que en 2008 dieron como resultado la entrada de Catar en el capital del banco británico, que ha declarado su intención de apelar esta decisión.
En concreto, el supervisor financiero ha llegado a la conclusión de que Barclays y Barclays Bank vulneraron determinadas obligaciones recogidas en la normativa para entidades cotizadas a la hora de informar de estas negociaciones.
"A este respecto, la FCA considera que Barclays y Barclays Bank actuaron imprudentemente. La sanción contra el Grupo es de 50 millones de libras, que, no obstante, Barclays y Barclays Bank impugnarán", informó la entidad británica en el folleto informativo que acompaña a la emisión de 5.800 millones de libras (4.360 millones de euros) que llevará a cabo la entidad.
En concreto, el regulador recrimina a Barclays no haber informado apropiadamente de que asumió el pago de comisiones por importe de 322 millones de libras (384 millones de euros) a los inversores cataríes que acudieron en auxilio del banco en 2008, durante los peores momentos de la crisis financiera, y permitieron a la entidad esquivar el rescate del Gobierno.
La emisión de nuevas acciones de Barclays forma parte de la batería de medidas presentada el pasado mes de julio por el banco para cubrir la brecha de capital de 12.800 millones de libras (14.774 millones de euros) detectada tras las últimas pruebas de capital realizadas por la Autoridad de Regulación Prudencial de Reino Unido (PRA por sus siglas en inglés).
En concreto, Barclays emitirá una nueva acción por cuatro títulos existentes a un precio de 185 peniques. Se espera que los nuevos títulos empiecen a cotizar el próximo 4 de octubre.