Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El riesgo de pobreza y exclusión afecta al 28,6% de la población en España

El Instituto Nacional de Estadística ha dado a conocer los datos sobre la Encuesta de Condiciones de Vida, realizada en la primavera de 2015 y atendiendo a los ingresos de 2014, y en ella se concluye que los hogares españoles experimentan en algunos aspectos una leve mejoría. A pesar de que el riesgo de pobreza y exclusión afecte aún al 28,6% de la población, su porcentaje desciende por primera vez en cinco años. En cuanto a la cifra sobre los ingresos medios por hogar, la cifra pasó de 26.154 en 2013 a 26.092 en el año 2014.

El 39,4% de los hogares españoles no tenía capacidad para afrontar gastos imprevistos en 2015, el porcentaje más bajo desde 2011 (37,8%), según la encuesta de condiciones de vida que elabora el Instituto Nacional de Estadística (INE).
El organismo considera que los hogares tienen capacidad para hacer frente a gastos imprevistos cuando disponen de recursos propios para ello, es decir, sin recurrir a préstamos o compras a plazos para pagar gastos habituales que antes se liquidaban al contado. El importe del gasto es revisado cada año por el INE a partir de la evolución de los ingresos de la población, situándose en 2015 en 650 euros.
La incapacidad de las familias para afrontar gastos imprevistos evolucionó al alza en los últimos años, con algunas excepciones. Lo cierto es que mientras en 2011 el 37,8% de los hogares no podía hacer frente a estos imprevistos, en 2014 la cifra subió hasta el 42,4%. En 2015 este porcentaje ha vuelto a bajar del 40% primera vez desde 2011.
La encuesta revela también que en el momento de su realización (en la primavera de 2015), el 13,7% de los hogares llegaba a final de mes con "mucha dificultad", porcentaje que ha descendido 2,4 puntos respecto a 2014, cuando se alcanzó el nivel más alto de la crisis (16,9%).
Además, el INE apunta que el número de hogares que no se ha podido permitir ir de vacaciones al menos una semana al año se situó en 2015 en el 40,6%, cifra 4,4 puntos inferior al de 2014 (45%).
Según el organismo estadístico, el 9,4% de los hogares admite que se retrasa en los pagos a la hora de abonar gastos relacionados con la vivienda principal en los 12 meses anteriores a la encuesta. Este porcentaje se ha reducido desde el 10,2% de 2014 después de encadenar varios años al alza.
Por comunidades, Canarias encabeza la lista donde más hogares llegaban con mucha dificultad a fin de mes en 2015, con un 34,9%, esto es, uno de cada tres. Le siguen Murcia (19,9%) y Comunidad Valenciana (19%), mientras que las regiones con los porcentajes más bajos son Aragón (5,8%), y Galicia y La Rioja (ambas con un 7,1%).
Canarias también lidera el ránking autonómico en el caso de hogares que tuvieron que renunciar a cogerse vacaciones al menos una semana al año, con el 57,9%, seguida de Murcia (55,4%) y Andalucía (55%). Los porcentajes más bajos se dan en País Vasco (20,3%), Madrid (24,4%) y Navarra (24,5%).
En cuanto a la capacidad para afrontar gastos imprevistos, también los hogares de Canarias, Andalucía y Murcia son los que presentan mayores dificultades, con porcentajes del 67,7%, del 55% y del 47,2%, respectivamente. Por el contrario, País Vasco y Navarra son las comunidades con mejores resultados, con un 18,5% y un 22,6%, al que se suma también La Rioja (25,5%).
En el caso de los hogares que se retrasan en los pagos relacionados con la vivienda, de nuevo Canarias (18,1%) presenta los valores más altos, seguida de Baleares (17,5%) y Murcia (13,1%), mientras que Navarra (3,5%), Castilla y León (3,8%) y País Vasco (4,6%) registraron los porcentajes más bajos.
LOS INGRESOS MEDIOS POR HOGAR, EN MÍNIMOS DESDE 2008
La encuesta de condiciones de vida 2015 revela además que los ingresos medios anuales netos por hogar se situaron en 2014 en 26.092 euros, su valor más bajo desde 2008, cuando comienza la serie retrospectiva que el INE ha elaborado para poder comparar cifras.
Los ingresos medios por hogar registrados en 2014 son un 0,2% inferiores a los de 2013, cuando se situaron en 26.154 euros anuales. Echando la vista un poco más atrás, los ingresos medios anuales de los hogares españoles se han reducido un 7,5% en cinco años, ya que en 2014 ingresaron 2.114 euros menos de media que 2010.
Estadística realizó estimaciones retrospectivas tras introducir en la encuesta de 2013 cambios metodológicos en la producción de datos relativos a los ingresos de los hogares. Desde hace dos años, el INE tiene en cuenta tanto la información proporcionada por la persona encuestada como los registros administrativos de la Agencia Tributaria y la Seguridad Social.
MENORES INGRESOS PARA PARADOS, EXTRANJEROS Y CON POCA FORMACIÓN
El INE incluye en esta encuesta un apartado sobre el nivel de ingresos de la población a partir de su división en cinco grupos iguales (quintiles). El primer quintil se corresponde con el 20% de personas con menores ingresos y el último quintil con el 20% de los que tienen mayores ingresos.
De acuerdo con los resultados, el 41,8% de la población con educación superior se encuentra en el último quintil, el de mayores ingresos, y el 41,5% de los parados está en el quintil de menores ingresos, frente al 7% de los desempleados que se encuentra en el quintil de mayor renta.
Por nacionalidad, el 16,7% de los españoles se sitúa en el quintil de menores ingresos, porcentaje que se eleva al 30% en el caso de los extranjeros comunitarios y al 51,7% para los no comunitarios. Por tamaño de hogar, el 36,8% de los hogares con cinco miembros o más se encuentra en el quintil de menor renta, en contraste con el 14,1% que aparece en el quintil de mayores ingresos.