Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La inflación en Venezuela creció 2,3% en enero y llegó al 29,9% interanual

La inflación venezolana durante 2008 fue del 30,9%, superior a las previsiones oficiales, que fueron modificadas en tres ocasiones, la última hasta el 27%. EFE/Archivotelecinco.es
La inflación venezolana subió un 2,3% en enero pasado, una tasa menor al 2,6% del mes previo, lo que llevó el índice interanual hasta el 29,9%, indicó hoy el Banco Central de Venezuela (BCV-emisor).
El índice del 2,3% corresponde a la media nacional del indicador en enero.
En Caracas, la tasa llegó al 2,4%, la segunda mayor de las once ciudades estudiadas, solo superada por el 3% registrado en Maturín.
El BCV destacó que el registro de enero de 2009 fue menor al 3,1% del mismo mes del año pasado, lo que, a su juicio, es un "resultado que augura condiciones económicas favorables para el 2009".
La "desaceleración" del crecimiento de los precios en el primer mes del año se debió a las "tasas menores a las de diciembre (de 2008) en cinco de las 13 agrupaciones que integran el Índice Nacional de Precios al Consumidor", detalló el emisor.
Los grupos que desaceleraron fueron vestido y calzado; transporte; restaurantes y hoteles; alimentos y bebidas no alcohólicas; y bienes y servicios diversos, precisó el BCV en un comunicado oficial.
La inflación venezolana durante 2008 fue del 30,9%, superior a las previsiones oficiales, que fueron modificadas en tres ocasiones, la última hasta el 27%.
El Gobierno ha reconocido que ha fracasado en su intento por detener la espiral inflacionaria, que se desató a mediados de 2007 y ha estado acompañada de ciclos de escasez de productos básicos alimentarios, medicinas y repuestos de automóviles.
En el presupuesto aprobado para este año, el Gobierno ha calculado una inflación del 15%, una tasa muy por debajo del 40% que han previstos los miembros de la patronal Fedecámaras.