Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las ingenierías piden que Adif invierta más en los proyectos para evitar sobrecostes en el AVE

Tal como recomienda el Tribunal de Cuentas
La patronal de empresas de ingeniería Fidex considera que Adif puede evitar sobrecostes en la construcción de las líneas AVE, como los que acaban de transcender en el AVE a Barcelona, si invierte "más y mejor en ingeniería", esto es, en la redacción de los proyectos de obra, tal como le recomienda el Tribunal de Cuentas.
"Es algo que desde hace muchos años tienen asumido las economías más avanzadas del mundo, pero que España, y particularmente Adif, no quiere entender", asegura el director general de Fidex, Fernando Argüello.
Al hilo de la investigación abierta en Adif por los sobrecostes detectados en obras del AVE en Barcelona, la patronal de ingeniería denuncia que esta empresa pública "apuesta sin excusas" por la ingeniería 'low cost', por "forzar cada vez más a la baja los precios de este tipo de contratos".
"Su filosofía es básicamente la de ahorrarse unos pocos de millones en la ingeniería de redacción de proyectos, sin preocuparse por los cientos de millones que costarán los inevitables ajustes que se hacen después sobre la marcha, durante la ejecución de las obras", denuncia el directivo de Fidex.
Argüello señaló en este punto un informe del Tribunal de Cuentas de 2013, que precisamente fiscalizaba las obras del AVE a Barcelona, en el que este organismo recomendaba a Adif modificar los procedimientos de contratación y articular medidas "que le permitan realizar una previsión más realista de los plazos y costes de las obras, destinando más recursos a la fase de redacción de los proyectos constructivos".
Para la patronal de ingeniería, "no es casualidad" que España, junto con Portugal y Polonia, sean los tres países europeos líderes en modificaciones de plazos y sobrecostes de las obras, dado que también son los tres países que menos invierten en ingeniería en relación al total de su inversión en infraestructuras.