Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La justicia europea confirma que la propuesta de precio mínimo al alcohol en Escocia restringe la competencia

El sector del vino en España se congratula de la decisión y apuesta por la educación y el programa 'Wine in Moderation-Art de Vivre'
El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha confirmado que la propuesta de un precio mínimo al alcohol en Escocia restringe el comercio y la competencia y que sería ilegal llevarla a cabo al existir otras alternativas menos restrictivas, según ha informado la Federación Española del Vino (FEV) en un comunicado.
Además, el tribunal europeo ha subrayado que el gobierno escocés tendría que demostrar la proporcionalidad de esta decisión en relación al marco legal de la OCM.
Esta propuesta nace en 2012, cuando el Gobierno de Escocia aprobó una ley para establecer un precio mínimo unitario de 0,50 libras (0,63 euros) por unidad de alcohol en la venta de bebidas alcohólicas. El objetivo de la medida, que todavía no se ha implementado, es luchar contra el consumo abusivo o indebido de bebidas alcohólicas.
La medida provocó las dudas de hasta diez Estados miembro, entre ellos España, que trasladaron sus comentarios en contra del precio mínimo a la Comisión Europea.
Al mismo tiempo, el Comité Europeo de Empresas de Vino (CEEV), al que pertenece la FEV, desafió la medida frente a los tribunales escoceses junto con la Asociación de Whisky Escocés y spiritsEUROPE.
Todo ello llevó a la justicia escocesa a solicitar al Tribunal de Justicia de la UE una resolución preliminar sobre determinadas cuestiones relacionadas con la legislación europea y sobre la que ahora la Corte escocesa deberá reflexionar profundamente antes de emitir su propio fallo sobre la viabilidad o no de esta medida.
El secretario general del CEEV, Ignacio Sánchez Recarte, se ha congratulado por esta decisión. "Este dictamen marca un paso significativo en la lucha contra el precio mínimo y confirma la creencia de que es ilegal bajo el Derecho de la Unión Europea. Ahora es el momento de sentarse de nuevo a la mesa y discutir juntos sobre medidas de eficacia probada para luchar contra el abuso del alcohol", ha añadido.
En este sentido, tanto el CEEV como la Federación Española del Vino apuestan por la educación y el programa 'Wine in Moderation-Art de Vivre' (WIM) deben estar en el centro del debate y por ello desde el sector vitivinícola español y europeo se va a continuar promocionando el consumo responsable y moderado de vino como una norma social y cultural.