Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La menor caída de precios y ventas da un respiro al sector de la vivienda

La moderación en la caída del precio de la vivienda así como el frenazo en el descenso de las ventas reflejan que el ajuste del mercado inmobiliario continúa, pero de forma menos brusca, algo que los expertos del sector ven cómo un inicio de recuperación.
Así, el precio de la vivienda disminuyó un 6,3% en 2009, lo que supone la mayor caída registrada en un cierre de año, pese a no ser tan pronunciada como la del segundo y tercer trimestre del año, cuando se redujo el 8%, según los últimos datos del Ministerio de Vivienda.
La directora general de Arquitectura y Política de Vivienda, Anunciación Romero, explicó que estos datos evidencian que el ajuste está siendo cada vez "menos fuerte, más atenuado".
Por otro lado, la caída del 2,6% de las ventas de viviendas en noviembre, en comparación con el mismo mes de 2008, supone una fuerte moderación respecto a los datos de octubre, cuando el recorte fue del 21,3%.
Además, se trata de la menor caída desde enero de 2008, cuando se comenzó a elaborar la serie histórica.
El ajuste de los precios y la reactivación de las ventas, que cada vez caen menos, hacen prever a los expertos del sector que la recuperación del mercado inmobiliario comenzará en 2010, siempre que empiece a absorberse el excedente de inmuebles sin vender.
Al cierre de 2009, cayó tanto el precio de la vivienda nueva (6,1%) como el de la usada (6,4%), si bien la vivienda protegida registró un ligero descenso (del 0,6%) respecto a 2008.
En todas las comunidades autónomas cayó el precio de la vivienda libre respecto a 2008, con la excepción de La Rioja, donde subió el 0,5%, en tanto que las únicas provincias que presentaron aumentos fueron Pontevedra y Orense (un 0,4%) y Cáceres (un 0,3%).
Desde el Ministerio de Vivienda, Anunciación Romero señaló que los precios que más bajaron están situados en el arco mediterráneo, donde se concentra el mayor volumen del excedente de inmuebles, así como en las provincias limítrofes a Madrid.
En cuanto a las transacciones, en noviembre aumentaron el 1,3% las de inmuebles usados y las de obra nueva cedieron el 6,1%, en tanto que según el régimen de propiedad, la venta de inmuebles libres bajó el 3% y la de casas protegidas subió un ligero 0,4%.
Con esta moderación de la caída de las ventas, acompañada por una reducción de los precios, el secretario general del G-14, Pedro Pérez, previó que el excedente de vivienda tocará techo a mediados de 2010, para empezar a caer suavemente, momento a partir del cual podría iniciarse la recuperación del mercado inmobiliario.
Consideró que las últimas estadísticas son "coherentes" con la actual situación de la actividad, tras cambiar la tendencia al alza en los precios de la vivienda en el primer trimestre de 2008, momento a partir del cual el precio de la vivienda libre acumula una caída del 10%.
En el mismo sentido se pronunció el presidente de la Asociación de Promotores Constructores de España (APCE), José Manuel Galindo, quien consideró que la recuperación del sector llegará cuando comience a absorberse el excedente de vivienda.
Así, reconoce que la moderación de la caída de las ventas es "progresiva", aunque todavía no se ha transmitido a la actividad del sector, y consideró que el ajuste del precio no refleja la realidad del mercado, que ha sido de entre un 20% y un 25%.
Más optimista, el director de Investigación del Instituto de Práctica Empresarial (IPE), José Antonio Pérez, confirmó que el mercado sufre "un cambio de tendencia en precios y operaciones" y prevé que en 2010 se inicie una "recuperación sostenida".
Puntualizó que la clave es la financiación y cuotas mensuales asequibles, ya que "entonces los precios seguirían estables, el número de operaciones aumentaría y habría recuperación y empleo".