Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los proveedores de Abengoa sientan las bases para negociar una quita que deberá ser culminada caso a caso

La Asociación de Proveedores y Subcontratistas del grupo de empresas Abengoa SA (Aprosab) ha indicado que ha colocado las bases para negociar la quita de la deuda de la multinacional andaluza con sus proveedores, un proceso que, según indicaron a Europa Press fuentes de la empresa, deberá ser culminado de manera individual y "caso a caso" entre Abengoa y cada empresa.
Las fuentes han recordado que Aprosab, a través de la labor de su junta directiva en los últimos meses ha alcanzado los hitos marcados para la asociación, como eran los de "aglutinar a los subcontratistas y proveedores de Abengoa, dándole fuerza mediática y ante la multinacional; mantener informados a sus asociados así como asesorados respecto de las dudas que le han surgido del proceso preconcursal de Abengoa; y además se ha mantenido contacto directo con la Dirección de Abengoa, siendo un canal de información y de negociación".
En esta línea, han apuntado que en las últimas semanas "han sido varias las reuniones mantenidas con Abengoa para negociar y mitigar los términos propuestos a los proveedores dentro del plan de viabilidad que mantiene la compañía".
Así, han recordado que la propuesta inicial era una quita del 60 por ciento y posterior pago del 40 por ciento en dos tramos, esto es, un tramo del 30 por ciento en junio de 2016 y otro tramo del diez por ciento a los 12 meses.
Tras dichas reuniones, Aprosab transmitió la "inviabilidad" de dicha propuesta, en base al "impacto económico de esa quita en las cuentas las pymes afectadas y las consecuencias sociales que supondría la caída de muchas de ellas; y las consecuencias que tendría para el funcionamiento del negocio futuro de Abengoa si no puede contar con esos mismos proveedores", por lo que "se han afianzado las bases para una nueva propuesta viable de pago".
En ese sentido, Abengoa les ha comunicado que "la concreción final de los pagos debería ser cerrado de forma individual, ya que la tipología de deuda que ha conseguido concentrar la asociación es muy heterogénea --formatos de deuda, plazos, retenciones o compañías del grupo con las que se mantiene la deuda--", lo cual "imposibilita a la asociación para representar a los proveedores más allá de lo ya realizado".
La asociación espera que estas bases de propuesta de pago, "muy discutidas y negociadas" sirvan para "mejorar aquellas conversaciones que algunos acreedores habían iniciado de manera individual y para aquellos que no han recibido aún propuesta alguna, como base mínima de negociación".
De esta forma, los proveedores y subcontratistas que deseen continuar la negociación de manera individual lo podrán realizar directamente con su contacto en Abengoa "y haciendo uso de las premisas negociadas por la asociación".
Con estas negociaciones y bases concluye una etapa de Aprosab, cuya iniciativa y gestión ha sido llevada a cabo por la Consultora EFCGroup SL. Esta consultora está especializada en la profesionalización de la dirección financiera de las pymes y "muy sensibilizada con la necesidad que tienen las empresas de gestionar muy bien las finanzas cuando las cosas van bien y especialmente en situaciones complicadas como la vivida por los afectados".