Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La bolsa sube el 1,87% y recupera el nivel de los 8.800 puntos por el avance europeo

Vista de un panel con las cotizaciones del Banco de Santander en la Bolsa de Madrid. EFE/Archivotelecinco.es
La bolsa española subió hoy el 1,87 por ciento y recuperó el nivel de 8.800 puntos animada por la publicación de datos de empleo estadounidense favorables y el avance de las plazas europeas y de los grandes valores.
El principal indicador de la bolsa española, el Ibex-35, ganó 162,60 puntos, el 1,87 por ciento, hasta 8.874,5 puntos, nivel similar al de mediados de enero pasado. Las pérdidas acumuladas este ejercicio bajan hasta el 3,49 por ciento.
En Europa, con el euro a 1,319 dólares, Londres ganó el 2,13 por ciento; Milán, el 1,93 por ciento; París, el 1,76 por ciento; el índice Euro Stoxx 50, el 1,66 por ciento, y Fráncfort, el 1,31 por ciento.
La bolsa española comenzó la sesión con ganancias del 1 por ciento, animada por el alza del 1,4 por ciento de Wall Street en la sesión anterior.
Sin embargo, el retroceso de las plazas europeas y el anuncio de la quiebra de la inmobiliaria estadounidense General Growth Properties (GGP) consumían el alza inicial y la bolsa regresaba a los niveles de la víspera.
En este cambio de tendencia también influían los datos de crecimiento de la economía china del primer trimestre, el 6,1 por ciento, el nivel más bajo desde 1992, y el descenso de 2,3 por ciento de la producción industrial en la zona euro en febrero.
Tras la caída, y mientras se conocía que el IPC de la zona euro crecía el 0,4 por ciento en marzo, con lo que la tasa interanual se situaba en el 0,6 por ciento, y que el beneficio de Nokia bajaba el 90 por ciento, el mercado repuntó estimulado por los bancos.
Así, superaba el nivel de los 8.800 puntos y, antes de la apertura de Wall Street, la cota de 8.900 puntos por el descenso de las peticiones semanales de subsidios de desempleo estadounidenses, de 663.000 a 610.000, y los resultados de JP Morgan, cuyo beneficio cayó el 9,77 por ciento.
La subida de Wall Street en la apertura a pesar de la situación de GGP y la caída de las viviendas iniciadas en EEUU el 10,8 por ciento en marzo no sirvió para afianzar a la bolsa por encima de los 8.900 puntos.
Al final de la jornada, con la entrada en pérdidas del mercado neoyorquino pese a que la actividad industrial mejoró en el este de EEUU en abril, y con el petróleo a 53 dólares, la bolsa conseguía mantener el nivel de los 8.800 puntos.
Todos los grandes valores subieron: Banco Santander, el 3,4 por ciento; Repsol, el 2,06 por ciento; Iberdrola, el 1,78 por ciento; BBVA, el 1,51 por ciento, y Telefónica, el 1,33 ciento.
Ferrovial lideró la lista de empresas del Ibex con ganancias con un alza del 7,33 por ciento, seguida de Gas Natural, que subió el 6,51 por ciento, mientras que Cintra avanzó el 5,15 por ciento y Banesto, cuyo beneficio trimestral cayó el 3,1 por ciento, subió el 4,85 por ciento.
Telecinco se convirtió en la compañía con mayores pérdidas del Ibex y de la bolsa al bajar el 13,71 por ciento por la recogida de beneficios y los rumores de fusión, mientras que Acciona perdió el 2,96 por ciento e Iberia el 1,2 por ciento.
Después de Telecinco, Unión Fenosa fue nuevamente la compañía que más cayó en el mercado continuo, el 13,31 por ciento, mientras que Reno de Medici lideró las ganancias por un informe favorable y subió el 11,11 por ciento.
La rentabilidad de la deuda española a largo plazo se mantuvo en el 4,05 por ciento, en tanto que el efectivo negociado en el mercado continuo se situó en 2.867 millones, de los que algo más de 500 correspondieron a operaciones efectuadas por inversores institucionales.