Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La volatilidad frenará las emisiones de alto rendimiento en España y la periferia, según Moody's

Las emisiones de deuda corporativa de alto rendimiento en los países de la periferia europea, incluyendo España, Italia, Grecia, Portugal e Irlanda, probablemente se mantendrá en niveles "deprimidos" en 2016 ante el incremento de la volatilidad y la aversión al riesgo, según la agencia de calificación crediticia Moody's.
"Las emisiones de alto rendimiento en la periferia de la eurozona no están mostrando ningún signo de recuperación con respecto al año pasado, principalmente por la creciente aversión al riesgo por parte de los inversores, que prefieren el papel de grandes y reputados emisores de países del núcleo de la eurozona", indicó Pieter Rommens, analista senior de Moody's.
El experto advirtió de que la volatilidad en los mercados derivada de la ralentización económica de China, los bajos precios de los metales y la energía, así como las políticas monetarias divergentes entre Europa y EEUU, además del referéndum sobre la permanencia de Reino Unido en la UE también están desempeñando un papel a la hora de frenar el apetito por el riesgo de los inversores.
Asimismo, Rommens apuntó que la persistente incertidumbre sobre la implementación de reformas estructurales y los planes de consolidación fiscal de cuatro de los cinco países de la periferia de la zona euro supondrán una presión añadida para los volúmenes emitidos en 2016.
No obstante, la calificadora de riesgos afirma que siete de los mayores emisores de la periferia de la zona euro, incluyendo Fiat Chrysler Automobiles y Telecom Italia, tienen necesidades de refinanciación que podrían suponer un mínimo de 10.000 millones de dólares (9.010 millones de euros) en nuevas emisiones durante 2016.
De este modo, aunque prevé que en el mercado primario de bonos corporativos siga predominando la volatilidad, la agencia estima que numerosas empress harán uso de "cualquier apertura del mercado primario para refinanciarse oportunistamente".