Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El 85% de los españoles ahorra para afrontar los imprevistos del hogar, según Nielsen

El 85% de los españoles centra su inversión o ahorro en afrontar los gastos imprevistos en el hogar, mientras que un 73% lo hace por economizar ante una posible pérdida del empleo, según muestra el Informe Global de Actitud Financiera, elaborado por Nielsen.
La consultora asegura que, a tenor de estas cifras, el ciudadano español está más pendiente de cubrir sus necesidades cortoplacistas que de alcanzar objetivos financieros a largo plazo.
El informe también desvela que las intenciones de ahorro o inversión ante problemas de salud o el futuro de los hijos se sitúan en ratios similares, un 73% y un 72%, respectivamente. A mayor distancia se encuentra un apartado puramente financiero, como es el fondo de pensiones, puesto que el 63% de los españoles prefiere ahorrar o invertir para asegurarse un futuro sin agobios tras la jubilación.
Otros objetivos económicos, como la compra de artículos de lujo (59%), la adquisición de primera vivienda (54%), una boda (50%) o la financiación de estudios superiores (50%) son valorados como opciones de inversión y ahorro de menor impacto.
En este sentido, el ahorro de los españoles también es menor si se dirige a futuribles como por ejemplo conseguir una segunda residencia (35%), la llegada de un bebé (40%) o montar un negocio (44%).
ESTRATEGIAS SIMILARES EN LOS PAÍSES MÁS GOLPEADOS POR LA CRISIS
En una radiografía del entorno europeo por países, el informe de Nielsen pone de manifiesto cómo en aquellos territorios golpeados por la crisis económica de manera parecida a España, como Italia o Portugal, las intenciones de ahorro o inversión son prácticamente similares al compartir las mismas preocupaciones.
Así, en todos estos países, tras la partida de gastos imprevistos del hogar, se sitúa el ahorro o inversión ante una posible pérdida de empleo o una rebaja en el nivel de ingresos, "lo que evidencia el claro temor de los ciudadanos por su futuro laboral", según Nielsen.
En cambio, en países donde el impacto de la recesión ha sido menor, como Alemania, Francia o Reino Unido, sus ciudadanos tienen intención de dedicar su dinero a otro tipo de objetivos más identificados con la bonanza económica, como son la compra de artículos de lujo, la financiación de un plan de pensiones o la adquisición de una primera vivienda.
Respecto a cuánto pueden ahorrar o invertir los españoles cada mes para hacer frente a futuros imprevistos, el informe evidencia cómo el impacto de la crisis económica ha llevado al 57% de los ciudadanos a dedicar menos de un 20% de sus ingresos e incluso a que un 16% sólo destine menos de un 5% de lo que gana mensualmente.
En el extremo contrario están el 19% de españoles que reconoce poder ahorrar o invertir la mitad de sus ingresos y destinarlos a alcanzar sus objetivos económicos. Este porcentaje es el tercero más alto en Europa, tan sólo superado por Polonia y Grecia