Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un pueblo murciano distribuye 120.000 albóndigas entre sus visitantes

Patiño, un pequeño municipio murciano de 2.500 habitantes, se convierte en referencia gastronómica. Lo que comenzó como la idea de un vecino, se ha convertido en tradición. En dos días, las mujeres del pueblo cocinan hasta 120.000 albóndigas, para que todos los visitantes puedan probarlas.