Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACNUR alerta sobre el creciente número de refugiados que genera el conflicto de Kordofán del Sur

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR) ha alertado del número de refugiados que está generando el conflicto en la región sudanesa de Kordofán del Sur.
Este fin de semana se cumplen cinco años desde que estalló el conflicto en la región y en lo que va de 2016 alrededor de 7.500 refugiados han huido a Yida, en Sudán del Sur. Solo en mayo ya han llegado 3.000 personas que se han sumado a los 70.000 refugiados que alberga la zona. Se espera que las cifras incrementen en las próximas semanas.
Naciones Unidas ha asegurado que alrededor de un millón de personas se ven o se han visto afectadas por el conflicto y que los refugiados huyen de los ataques por tierra y aire, así como de la falta de alimento y educación.
Cuando llegan a Yida, los refugiados son trasladados al campo de Ajuong Thok, donde viven 41.000 personas y está a punto de alcanzar su capacidad máxima de 46.000. "Al aumentar el número de refugiados, los servicios están empezando a agotarse. En las cuatro últimas semanas, el agua disponible ha bajado de 19 a 16 litros por persona al día", ha declarado un portavoz de ACNUR, Adrian Evans.
Actualmente se está construyendo otro campo en la localidad de Pamir para hacer frente a un conflicto que ha generado alrededor de 250.000 refugiados que han viajado a Sudán del Sur, un país que además tiene 1,69 millones de desplazados internos.