Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Abdelaziz afirma que el nuevo enviado de la ONU "está determinado a solucionar el conflicto"

El presidente de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), Mohamed Abdelaziz, destacó hoy la voluntad del nuevo enviado especial de la ONU, Christopher Ross, para encontrar una solución al conflicto que incluya el derecho de autodeterminación.
En una entrevista con EFE en los campos de refugiados tras entrevistarse el domingo durante varias horas con el nuevo enviado especial, Abdelaziz estimó que Ross "está determinado a solucionar el conflicto".
"El enviado me ha expresado su firme voluntad de trabajar para aplicar las resoluciones de la ONU y relanzar las negociaciones entre el Frente Polisario y Marruecos con el fin de llegar a una solución que prevea el derecho de los saharauis a pronunciarse sobre su futuro", afirmó.
El diplomático estadounidense llegó el sábado procedente de Marruecos a los campos de refugiados del sur de Argelia en su primera gira por la región y el domingo mantuvo una larga entrevista con el presidente saharaui, que calificó de "profunda e interesante".
Tras el encuentro, Ross declaró a los periodistas en un perfecto árabe clásico que persigue "hacer avanzar las negociaciones con el fin de encontrar una solución política mutuamente aceptable, que tenga en cuenta el derecho del pueblo saharaui a la autodeterminación".
Abdelaziz consideró que la visita del nuevo enviado a los campos de refugiados es "positiva y portadora de la esperanza", aunque se mostró pesimista sobre la posición del Gobierno marroquí ante la misión de Ross.
Resaltó que el diplomático estadounidense está animado por "todas las buenas voluntades" y que pretende llevar su misión hasta el final y obtener resultados "con una imparcialidad absoluta, condición indispensable para un mediador".
"Le hemos dicho que para que las negociaciones se desarrollen en un clima de serenidad, lejos de toda tensión y de toda provocación, es necesario que el Gobierno marroquí ponga fin a su política de represión y violación de los derechos humanos en los territorios ocupados", indicó el presidente saharaui.
Y añadió que el nuevo enviado especial es consciente de este aspecto y que se mostró "particularmente atento y receptivo" a la cuestión de los derechos humanos.
"El camino más corto para instaurar la confianza entre las dos partes en conflicto es el respeto de los derechos humanos, el cese de la represión y la liberación de los detenidos políticos", insistió el presidente saharaui y añadió que Ross había "comprendido perfectamente" ese mensaje.
Abdelaziz reafirmó la disponibilidad de los saharauis a colaborar con el nuevo mediador para el éxito a su misión y subrayó que el Polisario está dispuesto a retomar las negociaciones con Marruecos.
Precisó que en el encuentro no se fijó ninguna fecha para la quinta ronda de negociaciones, pendiente desde marzo de 2008, y recalcó que éstas deben tener por finalidad la organización de un referéndum.
"En el referéndum la independencia tiene que ser una de las opciones a elegir, ya que nadie puede arrogarse el derecho de expresarse, decidir o decretar en el lugar del pueblo saharaui", aseveró.
Respecto a la situación en los campos de refugiados y en los territorios bajo control de Marruecos, Abdelaziz dijo que los saharauis están "profundamente decepcionados".
"La ONU prometió organizar un referéndum de autodeterminación, promesa que aún no ha cumplido después de 18 años y ésta es una fuente de profunda decepción", señaló.
A su juicio, la situación humanitaria en los campamentos es "muy preocupante" debido a la escasez de la ayuda humanitaria.
Sin embargo, recalcó que, "pese a todas estas dificultades, la voluntad de los saharauis de resistir y luchar por la independencia continúa inquebrantable".
La visita de Ross a los campos de refugiados coincidió prácticamente con el inicio de las celebraciones del 33 aniversario de la creación de la RASD, que arrancaron hoy con el Maratón Internacional del Sahara.
Durante esta semana se organizarán también exhibiciones populares, desfiles militares y una conferencia internacional en Tifariti, en el territorio del Sahara Occidental bajo control del Polisario.
Esta localidad, a 400 kilómetros de los campamentos y de la frontera argelina, acogerá el viernes, 27 de febrero -fecha de creación de la RASD en 1976- el acto central de conmemoración con una gran parada militar.