Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El artista chino Ai Weiwei lleva la música al campamento de refugiados de Idomeni

El artista y disidente chino Ai Weiwei, durante su visita al campamento de refugiados de Idomeni, en la frontera de Grecia con Macedonia, ha invitado a una joven refugiada a tocar en un piano que él mismo trasladó hasta el lugar.
Bajo la lluvia y tapado con una lona de plástico, Ai Weiwei ha advertido de que no se trataba de "ninguna actuación ni de ningún concierto" sino de la vida en sí misma. "Esta chica estudió piano durante mucho tiempo y hace tres años tuvo que dejar de tocar a causa de la guerra", ha afirmado.
El artista ha explicado que el destino de la joven es Alemania, donde quiere continuar con sus estudios. "El arte vencerá a la guerra", ha expresado Ai Weiwei ante los periodistas.
Al menos 30.000 personas han quedado atrapadas en varias partes de Grecia ante el cierre en cascada de las fronteras por los países de la ruta de los Balcanes que en el último año han usado más de un millón de personas para llegar a los países del norte de Europa.
El de Idomeni es el refugio de unos 12.000 inmigrantes y refugiados que continúan atrapados en la frontera y que, durante las últimas jornadas, han tenido que enfrentarse a las continuas lluvias. El artista ha visitado Idomeni para mostrar su apoyo y ha denunciado las condiciones deplorables en las que viven los refugiados. "Es una gran violación de los Derechos Humanos", ha asegurado.