Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ariel Sharon es enterrado en su rancho del Neguev, muy cerca de la Franja de Gaza

Una veintena de personalidades participan en los actos en recuerdo de Sharon, figura militar y política histórica de Israel
El ex primer ministro israelí Ariel Sharon, fallecido el pasado sábado, ha recibido sepultura este lunes en su finca, el Rancho de los Arces (Havat Shikmim), situada a las afueras de la ciudad de Sderot, muy cerca de la Franja de Gaza. Al funeral, celebrado entre estrictas medidas de seguridad, han asistido personalidades de todo el mundo.
Durante el acto de Estado en el Rancho de los Arces han intervenido los dos hijos de Sharon, Gilad y Omri, así como el jefe del Estado Mayor del Ejército israelí, Benny Gantz, que han pronunciado sendos discursos en recuerdo de Sharon.
También han asistido el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu; el presidente del país, Shimon Peres, y dignatarios extranjeros como el vicepresidente estadounidense Joe Biden, el ex primer ministro británico Tony Blair y el primer ministro checo, Jiri Rusnok. En total han sido 21 las delegaciones extranjeras que han acudido al sepelio, informa la prensa israelí.
Todos estos dignatarios han depositado una ofrenda floral en la tumba de Sharon antes de que el féretro, en todo momento cubierto con la bandera israelí, fuera sepultado por la tierra depositada en la fosa por ocho generales de la cúpula del Ejército. El féretro quedó definitivamente bajo tierra poco después de las 15.00 horas (14.00 hora peninsular española).
La ceremonia se ha desarrollado entre estrictas medidas de seguridad debido a que la finca de los Sharon se encuentra a poco más de cinco kilómetros de la Franja de Gaza y se temía el posible lanzamiento de cohetes por parte de las milicias palestinas. El Ejército mantuvo en vuelo de patrulla numerosos cazas y aviones no tripulados y desplegó varias baterías antiaéreas para evitar cualquier incidente.
El funeral y entierro de Sharon en el Rancho de los Arces ha sido el tercer y último acto celebrado este lunes en recuerdo de Sharon tras el memorial ante la sede de la Kensset o Parlamento israelí en Jerusalén de primera hora de la mañana y el acto militar celebrado en Latrun, de camino hacia el Rancho de los Arces.
ACTO ANTE LA KNESSET
En Jerusalén, en el acto en la plaza de la Knesset, el vicepresidente norteamericano, Joe Biden, ha afirmado que Sharon era "un hombre complejo" que vivió en tiempos "complejos" en un "vecindario complejo". "El primer ministro Sharon generó fuertes opiniones. Pero, como todos los líderes históricos, tenía una estrella polar que le guiaba, la estrella polar de la que él, en mi opinión, nunca se desvió. Su estrella polar era la supervivencia de Israel y del pueblo judío", ha afirmado.
Biden ha elogiado el "coraje político" que tuvo Sharon cuando pidió a "decenas de miles de israelíes" que "abandonaran sus hogares en la Franja de Gaza por el futuro de Israel". "No puedo pensar en ninguna otra decisión más difícil o política que pudiera haber tomado", ha añadido.
Por su parte, el 'premier' israelí, Benjamin Netanyahu, ha destacado a Sharon como "uno de los más grandes líderes militares". "Pertenecía a la generación de fundadores de Israel y tuvo un papel central en el legado de valor de Israel", ha asegurado.
El presidente de Israel, Shimon Peres, ha descrito a Sharon, al que se ha referido por su apodo, 'Arik', como "un líder" y "un jefe militar que amó y fue amado por sus niños". "Arik, eras un hombre extraño. Convertiste lo imposible en grandes oportunidades. Descansa en paz, gran líder", ha dicho.
En nombre del Cuarteto (Estados Unidos, Rusia, la Unión Europea y Naciones Unidas), su enviado especial, el ex primer ministro británico Tony Blair, ha asegurado que, desde los catorce años de edad, Sharon luchó a favor de Israel, que "tenía que ser protegido". "Cuando hacia falta luchar, luchó. Cuando hacía falta paz, buscaba la paz", ha asegurado. "Por Israel, Sharon no sólo entendía un país o un pueblo sino una idea", ha explicado.