Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Autoridad Palestina detalla su plan para la reconstruir Gaza, con un coste de 4.000 millones de dólares

La Autoridad Palestina ha anunciado este viernes los detalles de su 'Plan nacional de recuperación' para la reconstrucción de la Franja de Gaza, que según ha estimado tendrá un coste de alrededor de 4.000 millones de dólares, según informa la agencia palestina de noticias Maan.
El anuncio del plan se produce días antes de una importante conferencia internacional prevista para el domingo en El Cairo, donde más de 30 ministros de Asuntos Exteriores comprometerán fondos para la recuperación de la ciudad de Gaza, que fue devastada por una ofensiva del Ejército israelí de 50 días durante el verano.
La Autoridad Palestina ha dicho en un comunicado que el dinero se dividirá en atender tres requisitos principales: 414 millones de dólares para la ayuda inmediata; 1.800 millones de dólares para el plan de recuperación; y 2.400 millones de dólares para la reconstrucción de Gaza y el apoyo a proyectos de reconstrucción en los años 2015, 2016 y 2017.
El plan estima además el coste de la protección social, que cifra en 317 millones y desglosa de la siguiente manera: "218 millones para la salud y el apoyo social y psicológico, y 121 millones para la educación, además de 45 millones para las instituciones y las organizaciones sociales y religiosas".
El plan también incluye un gasto estimado para el sector de los servicios --centrado en la infraestructura y el medio ambiente--, así como para la retirada de escombros y explosivos israelíes.
De igual manera, el proyecto se centra en la rehabilitación de la economía palestina en Gaza, con un coste estimado 451 millones de dólares para el sector agrícola; 359 millones de dólares para el sector industrial; y 207 millones de dólares para los servicios públicos y el comercio.
Por último, el plan incluye otros 113 millones para mejorar la capacidad operativa de las instituciones centrales de gobierno y 31 millones para las instituciones de gobierno locales.