Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aznar y expresidentes latinoamericanos dan su apoyo a la OEA frente al Gobierno de Maduro

Los exmandatarios que conforman la Iniciativa Democrática de España y las Américas (IDEA), entre ellos el expresidente del Gobierno José María Aznar, han suscrito una carta en la que han dado su apoyo al secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, por las "graves alteraciones al ordenamiento constitucional y democrático" en Venezuela.
El Ejecutivo de Nicolás Maduro ha cargado duramente contra Almagro, al que acusa de ser parcial y estar al servicio de los intereses de Estados Unidos. El jefe de la OEA ha cuestionado el respeto de las libertades y derechos en Venezuela y, como han recordado los expresidentes en su carta, ha llamado a "reinstaurar el orden democrático".
"Suscribimos sus afirmaciones respecto de las graves alteraciones al ordenamiento constitucional y democrático de Venezuela, especialmente tras las elecciones parlamentarias que se realizaron el 6 de diciembre de 2015, en las que el pueblo venezolano otorgó un clamoroso apoyo mayoritario a la oposición democrática", han afirmado los exdirigentes.
En este sentido, han respaldado las medidas unilaterales promovidas por Almagro y han aplaudido "su lealtad insobornable con los deberes que le obligan al frente de la OEA". Los firmantes han defendido, asimismo, la necesidad de establecer un mecanismo de diálogo entre el Gobierno de Maduro y la oposición, liderada por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD).
Los expresidentes han considerado "un inmenso error", en cambio, aplazar al próximo año el referéndum revocatorio contra el presidente venezolano y mantener "la represión militar del pueblo hambriento". Estas medidas, han añadido, "le abren la puerta a una sustitución fraudulenta dentro del seno del propio chavismo".