Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ban denuncia las "provocaciones" de israelíes y palestinos

El secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, ha denunciado las "provocaciones" tanto de palestinos como de israelíes que dificultan el actual proceso de paz auspiciado por Estados Unidos. Para Ban, esta iniciativa es la "última oportunidad" de conseguir una solución de dos estados.
"Estoy alarmado por la violencia que se repite y las provocaciones de ambas partes, así como por la continuidad de la construcción en los asentamientos, ilegal según las leyes internacionales", ha afirmado Ban en una intervención ante el Consejo de Seguridad de la ONU cuya transcripción ha sido publicada por su gabinete de prensa.
Ban se ha referido especialmente a la construcción de viviendas para colonos judíos en los territorios ocupados por Israel desde 1967. "La construcción de asentamientos es incompatible con la construcción de un acuerdo de paz duradero", ha advertido.
El máximo responsable de la ONU ha reconocido además los esfuerzos diplomáticos del secretario de Estado norteamericano, John Kerry, y ha emplazado a los dirigentes israelíes y palestinos a aprovechar esta oportunidad para la paz tomando "decisiones audaces" y adoptando "compromisos dolorosos" en pro de la paz.
"Los palestinos deben poder hacer realidad sus legítimas aspiraciones a un estado, a la autodeterminación, la dignidad y la libertad (...) con una solución justa al problema de los refugiados y una resolución del estatus de Jerusalén", ha añadido Ban. Israel, por su parte, debe convencerse de que "solo una solución negociada le aportará seguridad y reconocimiento en la región".
"No subestimo las dificultades, pero el peligro de la pasividad o la rendición es mucho mayor. Afrontamos el último intento de salvar la solución de los dos estados. Dicho directamente, es demasiado importante como para que fracase", ha apostillado.