Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Barzani aboga por la celebración de un referéndum sobre la independencia del Kurdistán iraquí

El presidente de la región semiautónoma del Kurdistán iraquí, Masud Barzani, ha abogado este martes por la celebración de un referéndum sobre la independencia del territorio, recalcando que "es un derecho del pueblo kurdo decidir sobre su futuro".
"Ante todo, la existencia del pueblo kurdo en Oriente Próximo es una realidad, y los kurdos pueden, como el resto de naciones, lograr sus objetivos y beneficiarse de ellos. Son derechos naturales dados por Dios, y no pueden ser negados bajo ninguna excusa", ha dicho.
En su mensaje, Barzani ha subrayado que cuanto antes decidan los kurdos sobre su futuro, antes se conseguirá la paz y la estabilidad en la región, según ha informado la cadena de televisión kurda Rudaw.
"Si los kurdos esperan a que sean otros los que les den la independencia como si fuera un regalo, nunca la lograrán. Ese derecho está ahí, y los kurdos deben buscarlo y cumplirlo", ha agregado.
Por otra parte, ha argumentado que la delimitación de las fronteras de la región hace alrededor de un siglo ha provocado "sufrimiento y tragedias" a la población de la región, explicando que "el Kurdistán en particular fue dividido sin tener en cuenta la voluntad de la población".
"Los que causaron esta división saben muy bien el gran error que cometieron, pero no están preparados para admitir el fracaso político en los últimos cien años", ha lamentado Barzani.
"Negar sus derechos a un pueblo oprimido es algo inaceptable, y debemos dar a nuestro pueblo ese derecho (de pronunciarse sobre la independencia) y trabajar por ello sin dudarlo", ha remachado.
Las potencias regionales se han opuesto históricamente a las aspiraciones kurdas por la independencia, especialmente los países vecinos en los que hay minorías kurdas, como Turquía, Siria e Irán. Además, hay un pequeño enclave kurdo en Armenia.