Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bruselas confía en acuerdo interino entre Ucrania y Rusia para zanjar disputa de gas en septiembre

La Comisión Europea ha confiado en que Ucrania y Rusia puedan llegar a un "acuerdo interino" en septiembre para zanjar la disputa sobre gas que mantienen por el precio del suministro exigido a Ucrania y que amenaza con crear un problema de abastecimiento energético para Europa de cara al invierno.
Bruselas confía en que ambas partes lleguen con su mediación a "una solución interina" después de que en la cumbre de Minsk de este martes el presidente ruso, Vladimir Putin, y su homólogo ucraniano, Petro Poroshenko, acordaron mantener una reunión trilateral sobre gas con la UE, ha explicado en rueda de prensa la portavoz de Energía del Ejecutivo comunitario, Marlene Holzner.
"En términos de qué significa, no puede dar detalles porque todavía está en discusión", ha aclarado la portavoz, preguntada por si el Ejecutivo comunitario ha modificado su propuesta de compromiso a ambas partes.
El comisario de Energía, Günther Oettinger, confirmó ayer en Minsk que las tres partes acordaron "continuar los contactos trilaterales formales" y avanzó que viajaría el viernes a Moscú para "preparar" la próxima ronda con el ministro de Energía ruso, Alexander Novak.
"Nuestra ambición era y es evitar cualquier problema en los próximos meses vinculados con la seguridad de suministro. Nuestra ambición es gas para todo el mundo en los Veintiocho de la UE, más los Balcanes occidentales, más Ucrania y Moldavia", defendido el comisario alemán.
Oettinger ha defendido la necesidad de "llegar a una solución interina" y "quizá a un precio interino" porque el Tribunal de Arbitraje en Estocolmo al que han recurrido las partes tardará todavía un año o 15 meses. "No podemos esperar una decisión de Estocolmo. Necesitamos una solución interina para el próximo inverno", zanjó el comisario.
El presidente ruso, Vladimir Putin, ha avanzado que la próxima reunión trilateral será el 6 de septiembre, aunque la portavoz de Energía de la Comisión Europea sólo ha explicado que "lo más probable" es que sea en septiembre, insistiendo en que las partes no han pactado todavía una "fecha concreta".
LA DISPUTA
Gazprom dejó de suministrar a mediados de junio gas a Ucrania como consecuencia del impago de la deuda acumulada por el país, que asciende a 4.458 millones de dólares (3.280 millones de euros) y exigió el pago del importe adelantado a Kiev del combustible recibido.
La crisis por el gas se desató tras la decisión del Gobierno ruso de elevar hasta los cerca de 500 dólares por mil metros cúbicos el precio de gas para Ucrania tras la crisis en este país después de reducir al anterior régimen de Viktor Yanukovich el precio del gas hasta los 268 dólares.
Rusia ofreció a Kiev un precio de 385 dólares por cada mil metros cúbicos, incluyendo un descuento de 100 dólares, algo que el Gobierno ucraniano rechazó por considerar el precio muy alto y el descuento, una decisión discrecional del Gobierno ruso que podría retirar en cualquier momento.
Moscú rechazó posteriormente la propuesta de compromiso que presentó el comisario europeo de Energía a ambas partes, que contemplaba que Ucrania pagara a Gazprom 1.000 millones de dólares y el resto en seis tramos hasta finales de año y planteaba un doble precio para el gas ruso enviado a Kiev: 385 dólares por 1.000 metros cúbicos en invierno y 300 dólares en verano. Moscú rechazó porque exigía el pago inmediato de 1.900 millones de dólares y un precio único de 385 dólares.
Bruselas considera que para garantizar la seguridad de suministro en la UE durante el invierno, este nivel debe subir durante el verano hasta 18.000-20.000 millones de metros cúbicos.