Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Burkina Faso celebra las primeras elecciones municipales tras la salida de Compaoré

Los colegios de Burkina Faso han cerrado sus puertas en la noche de este domingo tras la celebración de unas elecciones municipales que marcan un nuevo hito en la transición iniciada tras la caída en octubre de 2014 del hasta entonces presidente Blaise Compaoré.
La jornada electoral, en la que 5,5 millones de personas estaban llamadas a las urnas, ha transcurrido en calma y ha estado marcada por una escasa participación, según ha informado la emisora Radio France Internationale.
Además, varios colegios electorales abrieron con retraso debido a la ausencia de los miembros de las mesas electorales. Así, la situación supone un contraste con la vivida en las legislativas y presidenciales, que sí registraron una alta participación.
El presidente burkinés, Roch Marc Christian Kaboré, que ha votado a primera hora del día, ha expresado su confianza en que la población acudiera a los colegios electorales para elegir a sus representantes municipales, las primeras desde la salida del poder de Compaoré.
"Es uno de los eslabones más importantes de la cadena, ya que es la democracia en su base. Es un eslabón esencial en materia de gobernanza, y este eslabón que falta será colocado en su sitio", ha dicho Kaboré tras votar en la capital, Uagadugú.
Kabore llegó al poder tras las elecciones del pasado mes de noviembre, que pusieron fin a la transición que comenzó el año pasado con el golpe de Estado contra Compaoré. Su principal eslogan de campaña fue la lucha contra la corrupción.